'HERRERA EN COPE'

Familia de una víctima de violencia machista: "Hasta hace años el asesino de mi hermana podría haber cobrado pensión de viudedad"

Paloma es la tutora legal de sus tres sobrinos, huérfanos de la violencia machista. Su hermana fue asesinada por su pareja en 2007. Asegura que las víctimas no reciben la información necesaria y lamenta que solo los pequeños hayan conseguido una orden de alejamiento.

 

  • item no encontrado

Redactora COPE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 14:34

Los hijos y familiares de las mujeres víctimas de violencia machista reclamaban este lunes a la administración apoyo  psicológico y económico, puesto que se sienten "invisibles" y "abandonados" a su suerte. Lo hicieron dentro de la "II Jornada Huérfan@s de la violencia de género", un acto que se celebraba en el Senado, organizado por el Fondo de Becas Fiscal Soledad Cazorla y la Fundación Mujeres y que clausuraba el ex presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero.

Según un informe,  194 menores han perdido a sus madres a causa de la violencia de género desde el 2013, incluidos los 8 niños y niñas que se han quedado huérfanos por esta lacra en lo que va de 2018.

Es el caso de Paloma quien se tuvo que hacer cargo junto a su madre de sus tres sobrinos, huérfanos víctimas de la violencia machista. "Los niños ahora están bien, acomodados con nuestra situación. Nosotras trabajamos mucho para que no les falte de nada y no sientan grandes carencias”, explica en 'Herrera en COPE'. 

Paloma lamenta que el asesino de su hermana obtuviera el tercer grado un mes antes de que se cumplieran los 10 años de condena. “Asesinar con 30 puñaladas a mi hermana le ha costado solo 10 años de cárcel”.

"Pedimos una orden de alejamiento que nos concedieron pero solo para los niños"

Asegura que quitarle la patria potestad les costó varios años. “En el juicio no se la quitaron. En 2012 conseguimos la tutela y el año pasado por el temor de que comenzaba el tercer grado, pedimos una orden de alejamiento que nos concedieron pero solo para los niños. En otros casos dan orden de alejamiento para toda la familia".

Denuncia además que “los niños cobran una pensión no contributiva ya que para cobrarla completa su hermana debería de haber cotizado 15 años algo “imposible” ya que cuando murió tenía solo 26 años. “Tenemos que dar gracias a que estaba inscrita como demandante de empleo porque de lo contrario, no hubieran cobrado ni la no contributiva”.

En cuanto a la pensión de viudedad explica que hace años la cobraban los propios asesinos “pese a ser los causantes de la muerte de la mujer”. En 2008 la ley cambió y esa cantidad pasa ahora a los hijos huérfanos. Sin embargo nosotros “nos enteramos en 2015,  nadie nos dijo nada. Las administraciones no vienen a decirte lo que te corresponde aunque sean cantidades ridículas con las que se suponen que tienen que  vivir tres niños huérfanos”.

Paloma lamenta que muchos políticos viven en un mundo acomodado y "no se dan cuenta de las carencias que tenemos las personas que quedamos detrás del crimen. Está bien que los medios se hagan eco de nuestras quejas para que lleguen arriba. Tenemos fe de que poco a poco van cambiando pero la realidad es que se siguen asesinando mujeres. La sociedad no está haciendo las cosas bien y los políticos tampoco, tienen que darse cuenta porque juegan con la vida de muchas personas y empezar a actuar ya”, ha concluido.

Lo más