• DIRECTO

    Tiempo de Juego

    Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Boletín

Audio

‘El fósforo’ de ‘Herrera en COPE’ que provocó el pánico en Urgencias por culpa del peluquín

Te recordamos uno de los mejores momentos de ‘La hora de los fósforos’ en este minuto de risa

Pilar Abad Queipo
@pilarabad

Redactora

Tiempo de lectura: 1Actualizado08:24

‘Los Fósforos’ de ‘Herrera en COPE’ nos alegran las mañanas con sus divertidas historias. Cada día, desde las 10:30h hasta las 11:00h, tienen su espacio en COPE, para hablarnos de distintos temas, actuales o no, siempre con su particular tono cómico.

El pasado 24 de abril, Carlos Herrera preguntaba sobre aquellos sitios inverosímiles donde la gente se ha llegado a quedar dormida. Muchas fueron las llamadas y cada cual más sorprendente que la anterior.

alt de la foto

Para este ‘Minuto de risa’ que este verano estamos recordando en COPE.es, recuperamos la llamada de Soledad que contaba la historia de su marido y aquellos lugares donde se ha quedado dormido.

“Mi marido se duerme en el palo de un gallinero”, empieza contando Soledad para seguir relatando algunas de las historias que le han ocurrido con quien hoy es su marido. Como aquella noche, cuando eran novios, “estábamos hablando por teléfono, y él se quedó dormido… Me dejó toda la noche incomunicada, sin poder llamar a nadie”.

ESUCHA COMPLETO | ‘El fósforo’ de ‘Herrera en COPE’ que provocó el pánico en Urgencias por culpa del peluquín

Pero esto no fue todo, cuenta ‘la fósforo’ que “un día volvía del trabajo en coche y se quedó dormido al volante, y chocó contra un camión. Se lo llevaron corriendo al hospital. Se hizo una brecha en la cabeza, pero él llevaba peluquín…”

A partir de aquí, será mejor que escuches lo que ocurrió con el marido de Soledad en el hospital, y develarás el misterio de lo que pasó con ese peluquín que provocó el pánico éntrelos médicos.

Otra de las llamadas de aquel día fue la anécdota que contó el mismísimo Jaime Peñafiel del Rey Juan Carlos I. Aquella vez que se quedó dormido sobre los hombros de Franco y no se despertó hasta que llegó al Palacio de El Pardo. Fue entonces cuando Franco le dijo: "Alteza, hemos llegado”.

alt de la foto