COPE

Crescencio, pastor y escultor: “Cogía mojones de la carretera y decía ‘voy a hacer un Cristo’”

Este pastor de 87 años cuenta en Fin de Semana con Cristina cómo siempre ha tenido una afición oculta que ha costado descubrir, pero va a convertirse en documental

Audio

Cristina López Schlichting
@crisschlichting

'Fin de Semana' COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 13:54

Pastor y escultor. Sería la presentación que daría Crescencio Garrido si fuese el protagonista de una película comercial. Pero nada más lejos de la realidad. Su película es un documental, su trabajo, más bien oculto, personal. La mujer que ha sacado a la luz su historia, Laura Monedero, una periodista que, como dice ella, “salgo a la calle a buscar historias, como tantos otros”.

No parece tanto, para un ganadero que las esculturas son su pasión, y un escultor que su trabajo es cuidar del ganado. “Desde pequeño esculpo. Mis vecinos me daban las piedras y yo las hacía. De pequeño iba con el ganado como podía y hacía las cosas del ganado, muchas cosas que aprender. De los mojones de la carretera yo cogía y decía ‘voy a hacer un Cristo’, y la hacía. Lo que se me venía a la mente, le buscaba las mañas a la piedra. Y lo hacía con todos los hierros que encontraba” comenta el escultor. Aunque para poner las obras en un museo no tiene mucho interés: “Me fastidia sacar mi trabajo de mi casa, ¿dónde lo voy a llevar que esté mejor que al pie del señor que lo ha hecho? Me conformo con verlo”.

Crescencio recuerda el pasado como cualquier otro hombre español de 88 años, con mucha emoción. Así lo ha contado Laura Monedero: “Crescencio se ha emocionado con la poesía que ha recitado Cristina en antena. Le descubrí porque soy reportera, siempre buscando historias. Me hablaron de él pero no me esperaba lo que encontré. Cuando llegas a su casa y ves lo que llega a hacer con los mojones… me quedé impresionada. El documental ha quedado a la mitad por el coronavirus. Es muy difícil trabajar la piedra”. Crescencio dice: “Tiene que tener mucho cuidado, y aun así no basta. Con un simple puntero y poco más me apañaba. Mi mejor obra es el Santísimo Cristo del Bonito, me causa mucho respeto”.

Un trabajo escondido, privado, como han contado Crescencio y su mujer: “Mi mujer lo descubrió por casualidad”. Llanos, su mujer: “Lo descubrí por una yunta de mulas escondida, y el Cristo lo mismo, hasta que no lo terminó no lo trajo a casa. Rompió la cabeza esculpida de Félix Rodríguez de la Fuente porque no le gustó, es muy exigente consigo mismo”.

Es un documental que vamos a poder ver pronto, “Seguramente en febrero se estrene, en Albacete, y luego irá por festivales. Según se vaya preseleccionando se irá moviendo" ha comentado Laura Monedero.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo