Schlichting: “Gritos en Sabadell contra la Guardia Civil: '¡Pim, pam, pum, que no quede ni uno!'”

Separatistas se concentraron en la puerta de un cuartel de la Guardia Civil en Barcelona para protestar contra la detención de los nueve CDR arrestados

Cristina López Schlichting

Cristina López Schlichting

'Fin de Semana' COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 16:39

Vídeo

 

“¡Muy Buenos días España! Ya estamos a tu servicio.

La “Operación Judas” de la Guardia Civil, que se ha saldado con siete detenidos en Cataluña no es un hecho aislado ni la historia de unos locos. Ha destapado la gravedad de los disturbios que alienta la Generalitat para las fechas de entre el 10 y el 14 de Octubre, cuando se conozca la sentencia contra los golpistas del 1 de Octubre del 17. Gracias a los siete encarcelados, hombres adultos todos, de entre 32 y 50 años, hemos sabido de los ERT, los Equipos de Respuesta Táctica, la rama batasunizada de los CDR, que engloba a los descontentos con el pacifismo, partidarios de evolucionar en el independentismo hacia la violencia.

De acuerdo con la declaración de dos de ellos al juez, entre ellos Jordi Ros, el cabecilla, la iniciativa es conocida por la Generalitat, concretamente por Quim Torra. Se trataba de colaborar al famoso “paro de país” al que el president lleva semanas llamando abiertamente. Se trata de desencadenar la huelga general, impedir la circulación y, a través de los estragos de estos grupos, dañar las torres de alta tensión, los centros de emisión y parar aeropuertos y estaciones.

El esperpento llega al extremo de que ayer noche el programa Faqs, Preguntas Frecuentes, el de más audiencia de la TV3 local, dedicó su espacio estrella a difundir los carteles llamando a la “Movilización” de la ciudadanía secesionista en el momento en que se conozca la sentencia. Tendréis estos pasquines colgados en la página web de Fin de Semana en unos instantes. La periodista Pilar Rahola, colaboradora estrella del medio, facilitó información relativa a un llamado “Tsunami Democrático” para lo que dijo será una “movilización transversal” que aanima Puigdemont desde Bélgica y que anima a las personas a hacer acopio de comida para aguantar un mes entero y proveerse de sillas portátiles y transistores, para el caso de verse sin transporte en las calles y con las comunicaciones e internet cortados.

Se trata de instalar un clima de caos civil que obligue al Estado a negociar. La Guardia Civil no descarta nuevas detenciones, toda vez que los comandos ERT son más. En su mayoría formados por personas que hasta ahora han organizado caceroladas, cortes de carretera, colgado lazos amarillos y rodeado las sedes oficiales, pero que se manifiestan impacientes porque no acaba de obtenerse nada y el procés no acaba de resolverse. La intención no es matar, pero se asume que puede haber víctimas colaterales.

La TV3 repitió ayer imágenes de las manifestaciones de octubre pasado y de las votaciones ilegales, presentadas como un movimiento de liberación nacional. También Cataluña Radio asume esta deriva en su línea editorial. El Grupo de Periodistas constitucionalistas, Pi i Margall, ha solicitado al CAC que evalúe el editorial de principal comunicadora, Mónica Terribas en el programa matinal, que el pasado 24 de septiembre incitaba al independentismo a ejercer la desobediencia “hasta las últimas consecuencias”.

Esta semana han empezado las manifestaciones previstas, concretamente en la localidad de Sabadel donde se produjeron las detenciones. El lunes se corearon lemas contra la Guardia Civil, concretamente “Pima, Pam, Pum, que no quede ni uno”, procedentes del entorno batasuno. Y ayer, en la misma localidad, se reunieron unas diez mil personas”.

Audio

 

Lo más

En directo