Programa - El Espejo

El Espejo

Con José Luis Restán

L-V 13:30-14.00 / S-D 14.00-14:30

La túnica del mártir Santo Tomás Becket regresará a Inglaterra en el 2020

ctv-err-tunica-ensangrentada-de-thomas-becket
  • item no encontrado

Director Editorial COPE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 12:35

La casulla que llevaba Santo Tomás Becket cuando fue asesinado en la catedral de Canterbury por orden del rey Enrique II, y que conserva restos de la sangre derramada en su martirio, podría retornar, desde Roma, a la que fue su sede episcopal para la celebración del 850 aniversario de aquel acontecimiento.

Las Iglesias Católica y Anglicana están dialogando sobre el modo de celebrar conjuntamente el 850 aniversario del martirio de Santo Tomás Becket, que tuvo lugar en la catedral de Canterbury, su sede episcopal, en 1170. Las celebraciones tendrán lugar en 2020 en la que actualmente es la sede primada de la Comunión Anglicana, y además de los actos litúrgicos en los que participarán representantes de ambas iglesias, se pretende ofrecer una gran exposición que mostrará documentos y objetos relacionados con el Arzobispo mártir.

Uno de ellos es la casulla que Becket llevaba para la celebración litúrgica cuando cuatro caballeros le asesinaron en su propia catedral siguiendo los deseos del rey Enrique II, que había encontrado en su antiguo amigo y estrecho colaborador, Tomás Becket, un duro opositor a sus planes de controlar a la Iglesia en Inglaterra. A partir de ese momento Canterbury se convirtió en meta de peregrinación para miles de fieles de las islas británicas y de toda Europa, mientras el papa Alejandro III reconocía el martirio y proclamaba la santidad del Arzobispo.

Al producirse la ruptura con Roma durante el reinado de Enrique VIII muchos objetos vinculados a la memoria de Santo Tomás Becket fueron destruidos o desaparecieron, pero la casulla con los restos de su sangre vertida se libró, porque había sido enviada a Roma como regalo del rey Enrique VII al papa, apenas 50 años antes de la ruptura.

Desde entonces dicha casulla y la estola de Tomás Becket se encuentran en la basílica de Santa María la Mayor. Su retorno a Canterbury para este aniversario, en forma de préstamo o definitivamente, sería un signo elocuente del camino de reconciliación y unidad emprendido por ambas iglesias hace más de medio siglo.

Etiquetas

Lo más