COPE

Ordenación sacerdotal en Huesca de Kevin de Jesús Urbina Rodríguez,

Una celebración en la Catedral de Huesca presidida por el obispo de Huesca, D.Julián Ruiz Martorell

ctv-psu- mar0130

COPE.ESHUESCA

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 09:43

Kevin de Jesús Urbina Rodríguez ha sido ordenado sacerdote este domingo 23 de mayo en una celebración que ha tenido lugar a las 18.00 h. en la catedral de Huesca y ha estado presidida por nuestro obispo, don Julián Ruiz Martorell. De nacionalidad nicaragüense, nació en Managua el 29 de septiembre de 1989 y fue admitido como seminarista del Seminario Conciliar de la Santa Cruz de Huesca desde el curso 2015-16.

La ordenación hace que se configure en Cristo de tal manera que pueda actuar como representante de Cristo Cabeza, desempeñando las funciones de enseñar, santificar y regir en fiel comunión con el obispo y en estrecha unión con los presbíteros y demás miembros del Pueblo de Dios.

Durante el rito, Kevin manifestó públicamente su deseo de querer recibir el ministerio del presbiterado y de cumplir los compromisos que de aquí se derivan: ayudar con caridad y humildad al orden episcopal en el servicio del pueblo cristiano; exponer la fe católica con dedicación y sabiduría; presidir con piedad y fidelidad los misterios de Cristo; vivir el celibato como signo de la propia consagración total a Cristo; cumplir fielmente la oración de la Liturgia de las Horas por la Iglesia y por el mundo entero, conformar totalmente la propia vida a Jesucristo y obedecer de modo filial a nuestro obispo y sus sucesores.

Tras esto, se llevó a cabo el rezo de las letanías con Kevin postrado en tierra en señal de humildad, de amor y de donación a Dios que le ha llamado. La imposición de manos de don Julián Ruiz y la oración consecratoria hicieron que Kevin recibiese el Espíritu Santo para servir a los hombres. Concluida la plegaria de ordenación, al nuevo presbítero se le revistió con los ornamentos sacerdotales. Ungido con el santo crisma, el obispo entregó al neosacerdote la patena con el pan y el cáliz con el vino. Este gesto indica que el sacerdote está ordenado para celebrar el sacrificio eucarístico y que él mismo participa en el sufrimiento y la cruz redentora del Señor.

En su homilía, el obispo dio una triple recomendación a Kevin: “Abre tu corazón, tu vida y tu futuro al Espíritu Santo, un don con mayúsculas que viene de lo alto, es una gracia y un regalo”. Y añadió que “a partir de hoy el Espíritu seguirá impulsando tu vida personal y sacerdotal a lo largo del tiempo. El Espíritu Santo irá recreando en ti y las comunidades a las que sirvas la experiencia que estamos viviendo”. Por su parte, Kevin tuvo en su alocución final un recuerdo y agradecimiento a los nombres que le han acompañado en este tiempo y a sus familiares y amigos de Nicaragua

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo 2

Directo La Lupa de la mañana

La Lupa de la mañana

Con Ana Samboal y Raquel Caldas

Ver TRECE