• DIRECTO

    La Tarde

    Pilar Cisneros y Fernando de Haro

El Partidazo de COPE

La delegación española de kárate inicia con tranquilidad y éxitos los Mundiales de Chile, pese a las revueltas

El presidente de la Federación Española de Kárate, Antonio Moreno, y el sub-21 Alejandro Jiménez, mandaron mensajes de tranquilidad en El Partidazo de COPE

Audio

 

Cope.es

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 01:06

Las revueltas populares en Chile han dejando 18 fallecidos. En plena crisis, con casi 4000 detenidos por las calles, tenemos a 33 españoles en la capital, Santiago de Chile, porque están disputando los Mundiales de kárate de categorías Junior, Cadetes y sub-21.

El Partidazo de COPE contactó este miércoles con el presidente de la Federación Española de kárate, Antonio Moreno, y el campeón sub-21 Alejandro Jiménez.

El equipo español se aloja lejos de la zona más complicada, pero el toque de queda les afecta: "Creo que estamos bien dentro de la gravedad. Estamos en el hotel, no salimos salvo para ir a la competición. Los niños están bien y protegidos", confirmó el presidente.

Los deportistas y sus padres también están relativamente tranquilos porque saben que, por el momento, el conflicto no les altera: "Es difícil y complicado para los padres, pero les hemos transmitido todos los mensajes que teníamso que transmitir. El Gobierno, la Embajada de España en Santiago también han mostrado su confianza. Ninguno de los chavales ha querido irse ni ningún padre nos has pedido que mandemos a su hijo de vuelta a España, aunque están muy preocupados". 

Contó cómo es un toque de queda en la capital de Chile: "La calle está vacía por donde estamos, pero por otros barrios oyemos esa pandetera, ese toque como de cacerolas, la gente sigue protestando. Hay una protesta muy general, no sé cómo van a poder aplacarla". 

Y aunque algunas de las delegaciones han abandonado el Mundial de kárate, España se mantiene en Santiago de Chile: "Vamos en unos buses que pone la organización, y llegamos sin problema. Las manifestaciones empiezan sobre las 12 del mediodía. Dentro hay muy poquita gente viéndolo. La entrada al pabellón es muy restringida. Tampoco vamos a abandonarlo, estamos aquí por la competición, y hemos considerado que debíamos quedarnos".

Alejandro Jiménez, campeón sub-21, mandó un mensaje tranquilizador: "No podemos salir del hotel, aunque tampoco queremos hacerlo. Nuestras familias se asustan, pero estamos seguros en el hotel. Estamos como en casa".