Balonmano | Liga de Campeones

El Barça finaliza segundo de grupo y se medirá al Montpellier en octavos; el Ademar se despide de Europa con la cabeza alta

Ademar Abanca se despidió de la Liga de Campeones de balonmano con una digna actuación ante Montpellier, ante el que cayeron por un gol (20-19). El Barcelona Lassa ha cerrado la fase regular de la Liga de Campeones como segundo del Grupo A al derrotar esta al Pick Szeged húngaro (28-27) y se medirá precisamente al equipo francés en los octavos de final.

Víctor Tomás

Víctor Tomás celebrando un gol @FCBhandbol

EFE

Tiempo de lectura: 5' Actualizado 22:10

El Barcelona Lassa ha cerrado la fase regular de la Liga de Campeones como segundo del Grupo A al derrotar esta al Pick Szeged húngaro (28-27) y se medirá al Montpellier, en los octavos de final.

El equipo de Xavi Pascual controló el partido la mayor parte del tiempo, pero la escuadra de Juan Carlos Pastor, que no se jugaba nada, le supo dar la réplica hasta el final.

Después del empate de ayer del Nantes en la pista del Rhein Neckar Lowen (30-30) y la del Ademar León de hoy en Montpellier (20-19) en el encuentro de vuelta de la fase de clasificación (24-28 en la ida en León), el rival del Barça en octavos de final de será el actual líder de la liga francesa.

En cuanto al duelo que esta tarde los azulgranas libraron en el Palau no hubo mucha historia. El Pick Szeged, quinto pasara lo que pasara, jugó sin complejos e incluso tuvo ligeras ventajas en la primera mitad del primer tiempo (7-8, min.14), con su máximo goleador, el lateral zurdo húngaro Zsolt Balogh (3 tantos) muy inspirado.

A partir de ahí, las rotaciones de Pascual, dando entrada a Aitor Ariño y Áleix Gómez en los extremos por Valero Rivera y Víctor Tomás y el islandés Aron Palmarsson de lateral izquierdo, junto al recital de Gonzalo Pérez de Vargas (9 paradas en el primer tiempo), cambió la decoración.

Si en el inicio Dika Mem había sido una pesadilla para el meta español del Szeged, José Manuel Sierra, ahora eran Palmarsson y Gómez los que se mostraban efectivos, y los laterales azulgrana combinaban bien con Kamil Syprzak en el pivote ofensivo (16-13, min.28).

Tras el 16-14 al descanso, ambos equipos volvían a sus sietes iniciales, con la variación en el equipo húngaro del meta croata Marin Sego por Sierra (4 paradas en el primer tiempo).

Además, Xavi Pascual colocaba a Palmarsson de lateral abierto en ataque junto a Raúl Entrerríos y Dika Mem martilleaba la defensa de Juan Carlos Pastor por la derecha, llegando una nueva máxima ventaja local (22-18, min.33).

Lejos de irse abajo, el Pick Szeged reaccionó bien por medio del lateral bielorruso Sergi Gorbok, duda hasta última hora por una lesión en la mano derecha y del pivote Bence Banhidi (22-20, min.45), pero la exclusión del propio Banhidi hizo que el Barcelona recuperase de nuevo su ventaja tras un tanto a portería vacía, de campo a campo, de Valero Rivera (24-20, min.47).

El encuentro se volvió bronco, con muchas exclusiones y penas máximas, aunque fueron los magiares los que se llevaron la mejor parte y, con 27-25 (min.55), Xavi Pascual paraba el partido para reorganizar su defensa. Tras eso, el central ruso Dimitry Zhitnikov apretaba más el marcador 27-26 (min.57).

Con 28-26, era Juan Carlos Pastor quien pedía tiempo y colocaba dos centrales, Zhitnikov y Skube, y Gonzalo Pérez de Vargas realizaba una parada que iba a valer materialmente los dos puntos, aunque Balogh marcaba a renglón seguido (28-27).

Pascual pedía tiempo muerto a 32 segundos para el final para marcar la última jugada, que ejecutaba Syprzak desde los 6 metros, pero Sego respondía con una gran parada. Ya no hubo tiempo para más.

FICHA DEL PARTIDO

28 - Barcelona Lassa (16+12): Gonzalo Pérez de Vargas; Víctor Tomás (3), Mem (6), Sorhaindo (-), Viran Morros (-), Raúl Entrerríos (3), Valero Rivera (5,2p) -siete inicial- N' Guessan (2), Ariño (-), Syprzak (4), Palmarsson (3), Áleix Gómez (2), Jallouz (-) y Borges (-).

27 - Pick Szeged (14+13): Sierra (Sego, p.s); Sostaric (-), Balogh (5), Banhidi (5), Skube (1), Bodó (2), Kallman (4), -siete inicial- Zhitnikov (1), Srsen (1), Gorbok (2), Sigurmannsson (5,3p), Zubai (1) y Blazevic (-).

Árbitros: Jonas Eliasson (ISL) y Antón Palsson (ISL). Excluyeron dos minutos a Viran (min.6 y 48), Dolenec (min.27), Borges (min.53), por el Barcelona, y a Kallman (min.25), Srsen (min.41), Banhidi (min.46), Blazevic (min.54), por el Pick Szeged.

Parciales cada cinco minutos: 1-1, 5-6, 9-8, 12-11, 14-12, 16-14 (descanso), 19-15, 21-17, 22-19, 24-22, 27-25 y 28-27 (final).

Incidencias: Encuentro de la decimocuarta y última jornada del Grupo A de la Liga de Campeones disputado en el Palau Blaugrana ante 3.504 espectadores.

  • Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado


El Abanca Ademar se despidió de la Liga de Campeones con la cabeza muy alta a pesar de la derrota (20-19) ante el líder de la liga francesa, un Montpellier que pese a ganar los dos encuentros pasó por algún momento al final del partido disputado hoy en su pista en el que tuvo el miedo en el cuerpo.

Los leoneses dieron una exhibición defensiva, con un Vladimir Cupara descomunal en portería e inesperados protagonistas en ataque como Rodrigo Pérez -4 goles- y el internacional brasileño Acacio Marqués -5 goles-, que fueron capaces de llegar a colocarse por delante en el marcador (18-19) a cinco minutos del final para sembrar el temor en un repleto "René Bougnol".

La puesta en escena ademarista demostró que tendría que buscar la épica desde una clara inferioridad, ya que a las bajas de Juanjo Fernández y Mario López, que ni tan siquiera habían viajado a tierras francesas, se decidió optar por la prudencia y no forzar a unos renqueantes Juanín García y Alex Costoya.

Por tanto, los leoneses tuvieron que intentar exprimir al máximo sus menores argumentos y buscar la sorpresa como la de colocar de avanzado al brasileño Acacio Marqués en defensa, en un siete plagado de juventud.

A pesar de que el zurdo Melvin Richardson volvió a repetir su actuación de León en la primera mitad, Ademar aguantó con un juego ordenado al máximo en ataque y una encomiable labor defensiva pese a la diferencia física, donde sacaba provecho de la conexión con el pivote Diego Piñeiro.

El frenazo ofensivo de los últimos minutos de primera mitad le permitió al Montpellier estirar el marcador hasta la máxima renta, 13-8, también con un Vincent Gerard ya empezaba a amargar a los lanzadores, principalmente al extremo internacional júnior Gonzalo Pérez, que sin duda soñará con el mejor portero del último Europeo.

Cualquier otro equipo, con nueve goles de margen en la eliminatoria, hubiera bajado los brazos, condicionado además por las numerosas ausencias, a la que se sumó la lesión del argentino Sebastián Simonet, al que se decidió después no forzar.

Pero este Ademar, imbuido del espíritu indomable de su técnico, Rafa Guijosa, fue capaz de cuajar una segunda parte casi perfecta, con una defensa de libro que ahogó a uno de los mejores ataques del continente, invicto hasta esta semana en su liga cuando cayó frente al todopoderoso París Sant Germain.

A medida que se rompió el tapón en ataque de superar los 8 goles, Ademar se destapó con dos jugadores enormes en la resolución, Rodrigo Pérez, cuya insultante diferencia física no le condicionó en absoluto para sacarse un ramillete de lanzamientos, al igual que Acacio Marqués, que acabaron conduciendo a que tuviera que ser suplido en portería Gerard.

Poco a poco, los ademaristas creyeron y se crecieron frente a un rival empequeñecido, colapsado y sorprendido, que solo vivió de los lanzamientos -varias penas máximas- del esloveno Kavticnick autor de seis de los ocho goles de su equipo en la segunda mitad.

Después de que el propio Cupara pusiera la guinda a su actuación en portería con un gol desde su marco, Acacio colocaba más cerca el sueño (18-19, minuto 55), pero ahí faltó algo de fortuna para haber dado aún más emoción a la eliminatoria o para al menos que los leoneses se despidieran con un triunfo que pelearon hasta el final.

FICHA DEL PARTIDO: 

20 - Montpellier HB (12+8): Gerard (1) (Portner); Guigou (3, 1 p), Richardson (4), Simonet (-), Afgour (-), Bonnefond (1), Causse (2); Faustin (-), Kavtinick (6, 2 p), Truchanovicius (2), Soussi (-), Fabregat (-), Shebib (1), Bingo (-).

19 - Abanca Ademar (8+11): Biosca (Cupara) (1); Gonzalo Pérez (-), David Fernández (-), Carou (-), Acacio Marqués (5), Piñeiro (5), Jaime Fernández (2); Simonet (1), Vieyra (1), Rodrigo Pérez (4), Vejin (-), Pesic (-), Casqueiro (-).

Árbitros: Vesovic y Mitrovic (Montenegro). Excluyeron por dos minutos a Bonnefond (2), Faustin, Shebib por Montpellier y a Gonzalo Pérez, Jaime Fernández y Casqueiro por Ademar.

Marcador cada cinco minutos: 3-1, 6-3, 8-5, 10-6, 11-8, 13-8 (descanso), 14-8, 15-10, 16-13, 18-16, 18-19, 20-19 (final)

Incidencias: Encuentro de vuelta de la eliminatoria de clasificación para los octavos de final de la Liga de Campeones disputado en el Palais des Sports René Bougnol ante unos 3.500 espectadores. El Montpellier HB consiguió la clasificación para los octavos de final de la Liga de Campeones por un global de 48-43.

Lo más