COPE

El truco infalible para freír un huevo sin utilizar aceite

Comer un delicioso huevo frito saludable y sin grasa es posible con este truco

Huevos fritos

Madrid

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 23 jun 2021

En la recta final de la 'operación bikini' se impone restringir no solo algunos alimentos con exceso de calorías, también sus formas de cocinado. Es el caso de las frituras que suelen estar proscritas en cualquier dieta de pérdida de peso.

Lo cierto es que hoy en día en el mercado existen freidoras que funcionan como pequeños hornos y que solucionan el problema de freír sin recurrir al aceite. Sin embargo, si no queremos hacernos con una o no nos entusiasma demasiado el resultado, tenemos otras opciones que tiran de ingenio y que nos permiten cocinar sin grasa.

Antes de ponerte manos a la obra debes tener en cuenta la calidad o el estado de los utensilios que vayas a usar. Para cocinar sin aceite es necesario que la sartén sea de cerámica o teflón y que esté en buen estado para evitar que el huevo se pegue.

Es preferible escoger huevos que no estén recién sacados de la nevera, mejor que dejarlos un rato antes a temperatura ambiente.

También es mejor emplear una espumadera para sacar el huevo de la sartén. A veces con las prisas los sacamos de cualquier manera, con lo que tendemos a romper la clara o la yema.

TE PUEDE INTERESAR: El ingrediente que tienes que añadir a la ensaladilla rusa para que quede más sabrosa

LOS HUEVOS

Los huevos son un alimento muy completo, ricos en proteínas, lípidos y de fácil digestión. También sencillos de preparar. Se pueden comer cocidos, pero si algo nos gusta es hacerlos fritos para poder mojar pan en la yema.

Sobre ellos pesa la creencia de que su consumo aumenta los niveles de colesterol en sangre. Sin embargo, estudios científicos han concluido que esta afirmación es falsa. De hecho, el huevo es la proteína de referencia, además de aportar numerosas propiedades beneficiosas a nuestra salud.

HUEVOS SIN ACEITE

Friendo un huevo con cero aceite difícilmente conseguiremos ese estado perfecto de yema líquida y clara con la famosa 'puntilla', ligeramente quemada y crujientes.

Sin embargo no está todo perdido. Las opciones que te proponemos conseguirán un resultado saludable y sin restarle sabor. Una de ellas consiste en poner el huevo en un recipiente específico de microondas con un poco de sal e introducirlo alrededor de 50 segundos a potencia media. Puede ser que pasado ese tiempo la clara aún esté 'babosa'. En este caso y si no te gustan poco hechos, bastaría con introducir el huevo unos 10 segundos más.

Además de ser una forma más saludable de consumir los huevos, con este método evitaremos las salpicaduras de aceite y por tanto no tendremos que limpiar después la cocina.

SOBRE PAPEL DE HORNO

Así es, podemos usar también papel de horno para cocinarlos en la sartén y que no se peguen. Si prefieres este sistema, solo tienes que poner unas gotas de aceite sobre la sartén y encima un trozo de papel apto para horno. Cuando veamos que está caliente, le cascamos el huevo encima con un poco de sal y lo dejamos un par de minutos (o el tiempo que consideremos para dejarlo a nuestro gusto).

FREIRLOS CON ¿AGUA?

Parece una paradoja, pero no lo es. Si optas por esta alternativa solo tienes que reemplazar el aceite en la sartén por un poco de agua con sal. Cuando esté caliente basta con echar el huevo.

Esta solución se puede ampliar para 'freír' también otros alimentos como el pescado. En este caso ponemos en la sartén un poco de zumo de limón con sal, en lugar del agua.

En cualquier caso si eres de los que prefieren el huevo frito en aceite, pero quieres quitarle toda la grasa posible anota este truco. En primer lugar fríelo en aceite bien caliente y en segundo, limpia el exceso de grasa con un poco de papel de cocina. ¡Y a disfrutar!

TE PUEDE INTERESAR: El truco infalible para que no salte el aceite cuando fríes un huevo

Etiquetas

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo