COPE

SEVILLA

Irresistible Ventura

Interesantes toros de Domingo Hernández con los que Cayetano dio dos vueltas al ruedo. Diego Ventura malogró un gran triunfo con los aceros.

Diego Ventura durante su actuación este miércoles en la Real Maestranza de Sevilla

 Diego Ventura durante su actuación este miércoles en la Real Maestranza de SevillaTOROMEDIA

Manuel Viera | Sevilla

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 09 may 2019

Abrió plaza quien cada tarde se le descuben más y completas cualidades, Diego Ventura. Este sevillano nacido en Portugal que deleita con una tauromaquia distinta y, a veces, al filo de lo imposible, en esta su única comparecencia en la Maestranza, sin rivales en el ruedo y sólo rivalizando consigo mismo, volvió a hacer gozar a la gente con una tauromaquia tan suprema y diferente que le cataloga como número uno indiscutible. Irresistible

En varias ocasiones levantó al público de sus asientos tras mostrar un toreo a caballo sensacional con el noble primer toro de Los Espartales. No se puede templar mejor las embestidas llevando imantado al astado al estribo de la cabalgadura. Y todo esto con un galope a dos pistas con el que recorrió el falso círculo del ruedo. A “Lío” lo aculó en las tablas, esperó al toro, le ofreció los pechos de la cabalgadura y, desde los adentros hacia fuera, quebró sin apenas salida para dejar la banderilla arriba de forma espectacular. A “Dólar” lo despojó del cabezal para dejar un par al quiebro a dos manos tan espléndido como emotivo, y con “Remate” acabó la grandiosa lidia clavando rosas al violín. Los fallos con los aceros, tan incompresibles como inoportunos, le impidieron lograr el triunfo grande deseado.

Sin embargo, no consiguió tan elevada nota con el cuarto. Un toro noble que perdió fondo a mitad de faena. De todas formas, volvió a mostrar cualidades y calidades con “Sueño” galopando a dos pistas y templando de forma inverosímil la acometida. Dejó los palitroques reunidos y arriba tras las primeras pasadas en falso. Volvió a exponer con “Gitano” pisando terrenos comprometidos, para volver a lomos de “Dólar”, desprovisto del cabezal, y de nuevo clavar a dos manos. No fue faena tan contundente como la anterior, pero sí con el mismo defecto: el rejón de muerte dijo no entrar, y con el descabello se eternizó.

Hay que reconocer que el conjunto de la faena de El Juli al buen toro segundo de Domingo Hernández no mantuvo esa frescura acostumbrada que posee en su concepto el diestro madrileño. Mantuvo, sin embargo, ese fondo de tensión e intermitencia en las formas de hacer un toreo que, tal vez, por el molesto viento, no tuvo continuidad ni ligazón. Sólo unas escuetos, templados e hilvanados, muletazos diestros de mano baja subieron el diapasón de la lidia ante una embestida noble y de enorme clase. Vino después el bajón con la izquierda antes del fallo con la espada y el mitin con el descabello.

Demasiados intentos sin definir en el prólogo de faena al quinto. Un toro noble, de sosas y, a veces, broncas embestidas. Julián, no estuvo bien. Le enganchó en demasía las telas y el madrileño desplazó las embestidas muy para afuera. Ya en el epílogo logró hilvanar algunos muletazos diestros acompañados con la voz. Muy poco para tanto deseado. El acero también se le atascó.

Cayetano aspiró al triunfo con sus armas, que no son otras que una entrega absoluta. Lo hizo con el notable tercero. Un toro con buen son en las embestidas que tuvo intentos de rajarse al final de la lidia. Quiso definir un toreo eminentemente clásico, pero sin mando, deslavazado y, sobre todo, todo despegado. Hubo momentos de toreo despacio, pero falto de sentimiento. Lo mejor lo hizo al natural, aunque con tendencia a desplazar el trazo hacia afuera. Bastó la estocada, hubo petición, pero todo quedó en vuelta al ruedo.

Natural de Cayetano al sexto toro de Domingo Hernández este miércoles en Sevilla

 Natural de Cayetano al sexto toro de Domingo Hernández este miércoles en SevillaTOROMEDIA

Buen toro fue también el sexto, noble y bravo. Y Cayetano se montó una historia sin historia colmada de voluntad y ganas de contentar al público de menor exigencia- El diestro madrileño estuvo frágil y con escasez de verdades. Una lidia de esperanzador prólogo de rodillas y toreo por bajo que fue cambiando con altibajos entre el toreo diestro y de izquierda. Hubo un momento de interés con el natural en la que sonó el pasodoble, música que mando callar con ostensibles gesticulaciones, tal vez molesto por no haberla escuchado antes. Y oiga, en el ruedo manda usted, pero en la banda de música de la Maestranza, manda el maestro que la dirige. Dicho queda. Pinchó antes de introducir el acero y volvió a pasear el anillo.


FICHA DEL FESTEJO 

Sevilla, miércoles 8 de mayo de 2019. 10ª de abono. Lleno.

Dos toros de Los Espartales, reglamentariamente despuntados, bien presentados y nobles, y cuatro de Domingo Hernández, desiguales de presentación, terciados y nobles. Con movilidad y fijeza el segundo, muy noble, con buen son en las acometidas, aunque rajadito al final, el tercero; soso y bronco el quinto; noble y bravo el sexto.

  • Left6:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado

El rejoneador Diego Ventura, saludos y saludos.

El Juli, silencio tras aviso y silencio.

Cayetano, vuelta al ruedo y vuelta al ruedo.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo 2

Directo Siente el Carnaval de Cádiz

Siente el Carnaval de Cádiz

Con Rubén López en COPE Cádiz

Escuchar