Tesla espera vender sus coches eléctricos por menos de 22.000 euros en tres años

En una entrevista, el CEO de Tesla, Elon Musk, ha asegurado que si "continúan trabajando duro" podrán lanzar vehículos más baratos al mercado

Tesla espera vender coches sus eléctricos por menos de 22.000 euros en tres años

Tesla espera vender coches sus eléctricos por menos de 22.000 euros en tres años EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 23:25

El sueño de poder comprar un Tesla a un precio asequible para la mayoría de personas está un paso más cerca. Si bien el último modelo presentado por la compañía, el Model 3, ya se acerca a la barrera de los 30.000 euros, este precio y, sobre todo, sus problemas de producción que, por ahora, limitan su distribución a Estados Unidos, todavía dista de ser algo que puedan permitirse muchos bolsillos. Sin embargo, el CEO de la compañía, Elon Musk, ha asegurado en una entrevista que en aproximadamente tres años serán capaces de diseñar un coche de 22.000 euros si "trabajan muy duro". Todo se trata, según parece indicar el empresario, de conseguir fusionar avances tecnológicos con economías de escala que permitan abaratar costes.

Como ejemplo para ilustrar estos comentarios, Musk habló de cómo los primeros teléfonos móviles estaban limitados para las personas más pudientes del mundo de los negocios, mientras que ahora prácticamente todo el mundo puede tener uno y muchísimo más pequeño y potente que los primeros fabricados. Por este motivo, explica que el Model 3, con un precio de venta al público de 35.000 dólares, unos 30.000 euros al cambio, no puede aún ser más económico. Aunque Tesla ya cuenta con la tecnología necesaria para abaratarlo, el proceso de producción aún no está lo suficientemente desarrollado como para obtener beneficio rebajando más aún el precio.

Parece que lo peor ha pasado ya para Tesla, que cada día cotiza con picos al alza o a la baja en bolsa y mantiene un tanto confundidos a los inversores. Con varios modelos anunciados y en preventa, la compañía puede tener un futuro prometedor si continúa por el buen camino y el negocio de los coches eléctricos termina de despegar. Algo que, por el momento, es más complicado debido a la falta de cargadores habilitados para estos vehículos y las pocas ayudas que los gobiernos concenden a la compra de coches no contaminantes.

Etiquetas

Lo más