FOTOGALERÍA

Los sombreros más estrambóticos de Ascot

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 14:51

Este año se celebra la 306º edición de las tradicionales carreras de caballos de Ascot, una cita imprescindible para la familia real y la nobleza británica.

En total serán cinco días que convierten al Hipódromo del Real condado de Berkshire en una auténtica pasarela de indescriptibles tocados y sombreros.

En esta ocasión, Isabel II, a quien le gusta apostar, asiste al Royal Ascot,, sin la compañía de su esposo, el príncipe Felipe, que fue ingresado por una infección.

Un portavoz de la soberana confirmó que ésta "se mantiene informada" sobre la evolución de su marido, que tiene previsto acudir también a la cita hípica en cuanto se restablezca.

La afición de la monarca, de 91 años, por los caballos y en particular por el aristocrático Royal Ascot, fundado por la reina Ana en 1711, es sobradamente conocida.

Etiquetas

Lo más