Las sorprendentes palabras de Carmena sobre Vox que no gustarán a Sánchez e Iglesias

La exalcaldesa de Madrid asegura en dos entrevistas que perdió el poder por ser "demasiado innovadora"

Las sinceras palabras de Carmena sobre Vox que no gustarán a Sánchez e Iglesias

Alejandro Garcia

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 21:58

Han pasado ya casi seis meses desde la investidura de Martínez-Almeida como alcalde de Madrid, pero su predecesora, Manuela Carmenatodavía no ha superado que se quedara sin su despacho del Palacio de Cibeles gracias al acuerdo PP-Ciudadanos y el apoyo externo de Vox. Carmena ganó las elecciones del 26 de mayo con 19 escaños y 503.990 votos, un escaño y 16.000 votos menos que en 2015. 

Este domingo, El Mundo ha publicado una entrevista con la exalcaldesa donde ella asegura que su derrota no se debió a sus cuatro años de gestión al frente del Ayuntamiento sino porque fue "demasiado innovadora". Más sorprendente es, incluso, su receta para solucionar el problema de convivencia en Cataluña. “Yo pondría a noventa ciudadanos elegidos por sorteo para reconducir la situación", ha asegurado. 

Pero lo más llamativo es que Carmena no quiso hacer la entrevista para "El Mundo" porque confundió a la periodista que se la iba a hacer con otra. "Pensé que eras otra periodista que conocí en un acto sobre mujeres y que esta entrevista era para hablar del tema de las mujeres y sobre el libro. Es que si no, no la habría concedido porque no quiero hablar de política", empieza el artículo Ángeles Escrivá, autora de la entrevista. Al final, llegó a un acuerdo con la periodista pese a las amenazas de cancelarla. "Molesta como está con este periódico por algunos de los enfoques sobre su gestión o sus comparecencias, y contrariada por el carácter político de las preguntas, planteó anular la entrevista. Estábamos en su cocina. Fue una situación incómoda. Lo hablamos con calma y cortesía. Descartar la entrevista era difícil. Al día siguiente propuso una segunda parte y las cuestiones versaron sobre el libro y sobre la actualidad", asegura Escrivá en las páginas de "El Mundo". 

Carmena está tan segura de que perdió por ser tan innovadora que lo repite en otra entrevista para "El País" publicada este fin de semana. Esta vez, sí, sin equivocación del periodista con el que hablaba. Además, Carmena asegura que ella pensaba qua a Podemos le iba a gustar "que en lugar de decidir ellos quién va en las listas lo hiciéramos desde el Ayuntamiento". "Me parecía una cosa muy fresca. Pero a ellos no les gustó nada", ha reconocido. Y recomienda no hacer cordones sanitarios contra Vox - como dejar al partido de Abascal fuera de la Mesa del Congreso como pretenden PSOE y Unidas Podemos - para no hacer a la formación más fuerte: "Hay que hablar con Vox sin cordones sanitarios que los convierten en víctimas". 

"La idea de las líneas rojas y el cordón sanitario me parece peligrosísima. Hay que hablar con ellos. Cuando Vox dice que la ley de violencia de género no vale, lo que hay que hacer es elevar las penas a los maltratadores, hay que decirles que el país con el sistema penitenciario más duro, Estados Unidos, es el que tiene el mayor número de homicidios", ha señalado Carmena. "Hay que hablarlo sin cordones sanitarios que los convierte en víctimas. Y además hay que admitir que en violencia de género se han cometido también errores", ha añadido.

Lo más