El baño de realidad de Carmena a IU: "Los que quieran un mundo sin empresas no pueden gobernar Madrid"

La alcaldesa defiende que una "ciudad grande y moderna" como Madrid tiene que apostar por la colaboración público-privada

Carmena defiende que una ciudad grande y moderna como Madrid tiene que apostar por la colaboración público-p

 

AGENCIAS

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 14:25

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, cree que aquellos que "quieran un mundo en el que no haya empresas no pueden gobernar" el Ayuntamiento de capital y advierte a Izquierda Unida de que no va a aceptar el "reto" de paralizar la Operación Chamartín como condición para integrarse en una candidatura unitaria que aglutine los partidos de izquierda.

En una entrevista con EFE, Carmena asegura que es "tremendo que de nuevo la izquierda no quiera más que la paralización" y que se "rompa" con algo de lo que ella está "súper orgullosa", que es haber conseguido desatascar Madrid Nuevo Norte (el nuevo proyecto pactado por el Ayuntamiento de Madrid, el Ministerio de Fomento y la promotora Distrito Castellana Norte para el desarrollo urbanístico del entorno de la estación de Chamartín). "De ninguna manera vamos a aceptar esta especie de reto que no tiene ningún sentido", responde la alcaldesa al ser preguntada por la exigencias de IU de que se paralice Madrid Nuevo Norte.

Carmena defiende que una "ciudad grande y moderna" como Madrid tiene que apostar por la colaboración público-privada, por lo que reclama a los partidos de izquierda que sean "amplios de mente". "Tiene que haber colaboración público privada y no importa, claro que sí, que en un momento determinado hay que llegar a acuerdos con entidades privadas, faltaría más. Los que quieran un mundo en el que no haya empresas no pueden gobernar Madrid desde mi punto de vista", agrega.

En este sentido, recuerda las críticas que desde la izquierda recibieron proyectos del alcalde del PP Alberto Ruiz-Gallardón y sobre lo que, según ella, "después alguien tendría que haber dicho: 'Nos hemos equivocado'". En cuanto al concejal de los distrito de Vicálvaro Latina y dirigente IU, Carlos Sánchez-Mato, la alcaldesa reconoce que tienen una "falta de sintonía", lo que incluso motivó su cese como delegado del Área de Hacienda del Consistorio.

Según Carmena, Sánchez-Mato mantenía una línea de "confrontación política por la confrontación política" con el entonces ministro del PP de Hacienda, Cristóbal Montoro y "no por el bien del desarrollo del Ayuntamiento". A juicio de la regidora, en este caso, "había que llegar a un acuerdo" con el Ministerio de Hacienda, ya que era "importante" continuar adelante para demostrar que se puede cumplir la regla de gasto y, al mismo tiempo, "cumplir los objetivos políticos, sin necesidad vulnerar la ley". 

Lo más