El emotivo reencuentro de una madre de 31 años con su hija después de 55 días separadas

La emoción es tan inmensa que incluso las personas que se encuentra alrededor no pueden contener las lágrimas al ver la imagen de madre e hija abrazadas

ctv-p2e-nios-trump
  • item no encontrado

Redactora cope.es

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 17:31

 

Parece increíble que en siglo en el que nos encontramos tengamos que vivir estas situaciones, emocionarnos con estas imágenes al presenciar cómo una madre e hija de tan solo 8 años sean separadas después de cruzar la frontera en Arizona.

El vídeo grabado en el aeropuerto de Logan, Boston, donde se realizó el encuentro, aparece la madre, Angélica Rebeca González-García, especialmente emocionada abrazando continuamente a su hija seguido de las palabras “Perdóneme,hija, Perdóneme” o “Gracias, Dios, por devolvérmela”.

La madre se encuentra buscando en estos momentos asilo en el estado de Massachusetts. Y es que González-García y su hija huyeron de su tierra natal, Guatemala, a finales de abril por los abusos y acciones de violencia que vivían en el hogar. Después de soportar una larga y dura ruta hasta llegar a la frontera con Estados Unidos, fueron detenidas en Arizona y retenidas en una habitación con otras 40 mujeres y sus respectivos hijos. Al pasar unos días, los oficiales de inmigración le arrebataron a su hija diciendo que “nunca volvería a ver” a la niña.

Como el caso de González-García, hay muchos más donde los niños son las propias víctimas de la famosa “política de tolerancia cero” que preside Donald Trump y que hace que miles de familias en la frontera sur sean cruelmente separadas. A ningún gobierno se le había ocurrido anteriormente la escalofriante idea de llevar a cabo esta acción al cruzar ilegalmente la frontera, pero tenía que ser de nuevo él, quien marca la diferencia, el antes y después de unas familias que buscan asilo y felicidad en EEUU, y desgraciadamente se encuentran con el calvario.

Lo más