Boletín

Sánchez deposita sus expectativas en el trasvase de votos de Rivera

El presidente del Gobierno presenta esta semana su programa electoral

Vídeo

 

Ricardo Rodríguez
@rrodriguezmaeso

Redactor Política Informativos COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 12:29

Actos institucionales y del PSOE siguen llenando la agenda de Pedro Sánchez en busca de una “mayoría amplísima”, según sus propias palabras, en las generales del 28 de abril. Ganada la pugna por el dominio de la izquierda, el pragmatismo del presidente del Gobierno lo empuja a buscar el centro del escenario político, con continuos llamamientos a la movilización del votante en torno a una agenda social, progresista e integradora. Los análisis en manos de La Moncloa condensan ya sus expectativas de crecimiento en beneficiarse de un retorno del electorado socialista que engrosó los resultados de Ciudadanos.

Sánchez sabe que se ha comido prácticamente a Podemos y que le ha robado todo el trozo del pastel electoral disponible. El objetivo prioritario pasa por tanto por la formación de Albert Rivera. Por ahora, las fuentes del entorno del jefe del Ejecutivo consultadas por la Cadena COPE, han detectado un trasvase – “los nuestros han empezado a regresar” - de un caladero cifrado en la sede de Ferraz alrededor del 15% del total de los sufragios naranjas. Esos parámetros son la fuerza del PSOE, que dan a sus seguidores confianza en un refrendo del liderazgo de Pedro Sánchez, pero, al tiempo, el triunfalismo representa su talón de Aquiles. Y el equipo presidencial avisa de la existencia de mucho voto por moverse, también oculto.

Las semanas que restan hasta las urnas van a ser esenciales para confirmar la fortaleza del PSOE – y el éxito de sus apuestas por agitar el miedo a las derechas y de paso a acorralar a Ciudadanos - que ha concentrado todo su impulso en la figura de un Presidente cuya “moderación” sin duda será vista en parte de la población como un cambio de piel para lograr votos. El itinerario repleto de Pedro Sánchez tiene esta semana su epicentro en la presentación en un gran acto de su programa electoral. La cita, el miércoles, promete servir para blandir las grandes apuestas de Sánchez como la contrarreforma laboral como principal promesa en materia de empleo, la consolidación de una subida de las pensiones por encima del IPC, un probable incremento a 1.000 euros de los 900 activados este año del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), además de otros tantos proyectos que la falta de respaldo ha llevado al Ejecutivo a dejar en un cajón.

Entre la munición socialista para la carrera a las urnas también está presente la derogación de parte de la demonizada hasta el punto de ser denominada Ley Mordaza o la ampliación de la Memoria Histórica con nuevas medidas y más derechos a los perseguidos durante la Guerra Civil y el franquismo. De igual manera, está presente la reforma de la ConstituciónUna de las medidas estrella del Gobierno fue el anuncio de la supresión de los aforamientos que decayó con la disolución de las Cortes. A recuperar, asimismo, la llamada “Ley Celáa”, anunciada con el propósito de derogar la LOMCE. Empeño personal del presidente del Gobierno es el de plantear un escenario tan inédito como el reconocimiento de la eutanasia como un derecho individual y efectivo y una prestación del Sistema Nacional de Salud.

Iniciativas todas ellas relevantes que Pedro Sánchez plantea de lograr una mayoría el 28 de abril. Marcar la agenda en lo inmediato será ya una gran victoria para el PSOE y su líder.

Lo más