El PP niega que se plantee ahora una abstención ante Pedro Sánchez

Aun así, la dirección del PP no niega que exista un debate interno

El PP niega que se plantee ahora una abstención ante Pedro Sánchez

J.J. Guillén

María Dabán
@MarDab1

Jefa de Nacional de COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 16 nov 2019

El Partido Popular sigue donde estaba el mismo día de las elecciones, en el “no” a la investidura de Sánchez, y más ahora que el líder socialista ha movido ficha, “se ha abrazado con Pablo Iglesias y ha comenzado ya el cortejo de Esquerra”. “Nos basamos en hechos -dicen en la calle Génova- y no en hipótesis”, y los hechos son claros: Sánchez ya ha elegido.

La dirección del PP no niega el debate. Hay personas dentro del partido (Núñez Feijoo, Cayetana Álvarez de Toledo, José Manuel García Margallo y Francisco de la Torre, entre otros) que han abogado por intentar que no cuaje ese gobierno con Podemos y los independentistas, pero la decisión está tomada. No hay discusión, al menos, de momento. Eso sí, si Sánchez fracasa, la historia cambiará completamente, y Génova se tendrá que plantear ese dilema que, hasta ahora ha evitado: el de dar el paso y plantearse, entonces sí, lo que llaman la abstención patriótica... abstención con condiciones, claro está. El problema es que esta opción dejaría, en principio, a VOX como única alternativa, pero muchos otros españoles, apuntan los que están a favor de esa idea, verían con alivio que hubiera un Gobierno que no dependiera de Podemos y de los independentistas.

De momento, eso sí, el PP se prepara para ejercer su papel de principal partido de la oposición. Y Casado tendrá que hacer equilibrios, dicen fuentes consultadas por la COPE, para no dejarse arrastrar por Santiago Abascal, aunque se lo pondrá difícil. No solo él, también Sánchez jugará a dividir y radicalizar el parlamento, apuntan. Pero Casado debe seguir yendo a lo suyo, sobre todo, porque la moderación es lo que le ha hecho crecer, y, sobre todo, porque es lo que le puede hacer seguir incrementando apoyos. Y es que en Génova no olvidan que, en estas elecciones, un millón de los votantes de Ciudadanos, se quedaron en casa.

Lo más