COPE

Vizcaya inicia este año un cambio en el modelo de lucha contra el fraude fiscal que culminará en 2023

Europa Press

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 14:49

La Hacienda Foral de Vizcaya iniciará este año un cambio en el modelo de lucha contra el fraude fiscal, que culminará en 2023, con el que, gracias a la digitalización, pretende lograr una mejor prevención y detección del fraude, facilitar las declaraciones de impuestos y beneficiar a los ciudadanos que cumplen con sus obligaciones tributarias.

Para dentro de dos años, la Hacienda vizcaína tiene previsto elaborar propuestas de declaración para todos los contribuyentes, de forma paulatina, para los de Renta en 2021, un año más tarde para los de IVA y en 2023 también para Sociedades

En rueda de prensa celebrada este martes en Bilbao, el diputado foral de Hacienda y Finanzas, José María Iruarrizaga, y el director general de Hacienda, Iñaki Alonso, han destacado la relevancia del presente año en la lucha contra el fraude fiscal, porque la Hacienda vizcaína comenzará un cambio de modelo que culminará en los próximos dos ejercicios, una vez completados su tres proyectos de digitalización.

De esta forma, ha citado Batuz, --el sistema de control integral de la tributación de las actividades económicas, basado en las nuevas tecnologías--, el nuevo modelo de Renta y el nuevo sistema telemático de atención a la ciudadanía, que "permitirán prevenir y detectar con mayor facilidad el fraude, facilitar a los contribuyentes el cumplimiento de sus obligaciones tributarias y redirigir recursos para reforzar el control de otros ámbitos de la tributación".

Con la puesta en marcha de estos proyectos, basados en la digitalización, la Hacienda Foral "verá multiplicada la cantidad de información con relevancia tributaria de la que dispone", según Iruarrizaga.

Batuz aportará automáticamente los datos de todas las facturas emitidas en Bizkaia y de todas las operaciones económicas realizadas por cerca de 100.000 empresas y profesionales. La Hacienda foral espera, en primer lugar, "disuadir de la comisión del fraude" y, en su caso, "detectar con mayor facilidad y rapidez aquel que se haya cometido gracias al cruce de datos y al análisis de toda la información recibida mediante nuevos desarrollos informáticos".

Gracias a la disposición de "mayor cantidad de información con relevancia tributaria", el fisco vizcaíno "reforzará la asistencia al contribuyente", ya que facilitará el cumplimiento de las obligaciones tributarias mediante la elaboración de propuestas de declaración para todos los contribuyentes de Renta, IVA y Sociedades. A su vez, los tres proyectos "permitirán redirigir recursos para reforzar el control sobre otros ámbitos de la tributación ajenos a Batuz".

El diputado ha recordado que "disuadir de la comisión de fraude, detectar el que se produzca y facilitar el cumplimiento voluntario de las obligaciones tributarias" son "los tres grandes objetivos" del Plan de Lucha contra el Fraude.

Este introduce también una novedad en el modelo de resolución de las solicitudes de devolución que realizan los contribuyentes, ya que consolida el cambio introducido en 2020 "para favorecer la liquidez de las personas afectadas por las consecuencias de la pandemia del covid-19".

De este modo, la Hacienda devolverá las cantidades solicitadas "con mayor rapidez", en algunos casos incluso cuatro meses antes, "si estas pasan un primer filtro informático". Una vez devueltas las solicitudes, que suponen entre el 90 y el 95%, se realizará una nueva revisión "más exhaustiva" para ratificar que es correcta.

BOE

Según ha recordado el director general de Hacienda, Iñaki Alonso, los criterios generales del plan de lucha contra el fraude se han publicado este martes en el Boletín Oficial de Vizcaya pero destacan, como novedades, algunas actuaciones de obtención de información, como la implantación de dos nuevos modelos de declaración para obtener información sobre arrendamientos de viviendas de uso turístico y sobre la posesión de monedas virtuales.

Ambos serán anuales, y en el primer caso, lo deberán presentar los intermediarios de alquileres, "sean agencias inmobiliarias o plataformas digitales, identificando al arrendador e informando sobre las cantidades percibidas".

El modelo para identificar a los titulares de monedas virtuales, deberán presentarlo tanto los propios titulares como las entidades que proporcionen servicios para tener y utilizar este tipo de monedas. Con la información obtenida en los intercambios internacionales, la Hacienda realizará actuaciones de obtención de información sobre los contribuyentes que presentan indicios de comisión de fraude fiscal.

Por otra parte, en 2021 se proseguirá con las actuaciones selectivas de captación de información sobre grupos de empresas que operan en el ámbito de la fiscalidad internacional, grupos multinacionales que operan en Vizcaya, contribuyentes con vínculos con paraísos fiscales, personas no residentes que desarrollan actividades en Vizcaya o contribuyentes que actúan en sectores económicos con riesgo de fraude.

Para depurar el procesado de la información disponible, se controlará y verificará la exactitud de los datos declarados por los contribuyentes que realizan actividades económicas y se continuará con el desarrollo de la plataforma tecnológica para el procesamiento de grandes volúmenes de datos y la aplicación de nuevas técnicas de ciencia de datos.

Entre las actuaciones para prevenir la comisión de fraude, la Hacienda Foral insiste en la importancia de "fomentar la conciencia fiscal entre la ciudadanía" por lo que mantendrá a los centros educativos la posibilidad de adherirse al módulo de educación tributaria iniciado en 2018 junto al Gobierno Vasco y las haciendas alavesa y guipuzcoana. La previsión es aumentar el número de centros adheridos hasta los 140, dos tercios del total de Vizcaya.

En el ámbito de la prevención, la Hacienda Foral culminará el desarrollo de Batuz, actualmente en fase voluntaria, del nuevo modelo de Renta y del sistema inteligente de atención a la ciudadanía.

Además, para detectar y evitar el fraude, mantendrá la línea de especialización de su personal en unidades centradas en el control y análisis de impuestos o tipos de contribuyentes concretos. Actualmente 45 personas de la dirección de Hacienda forman parte de alguna de las unidades especializadas.

En el capítulo de actuaciones de regularización y cobro, la Hacienda vizcaína comprobará la situación tributaria de contribuyentes determinados, como grupos empresariales internacionalizados, grandes empresas y grupos fiscales, sociedades cuyo activo derive de bienes no afectos a una actividad económica, obligados a practicar retenciones y entidades comercializadoras de electricidad.

También constatará la correcta tributación de las empresas que tributan en volumen de operaciones, "verificando la correcta aplicación de los puntos de conexión establecidos en el Concierto Económico"

Por otra parte, ejercerá actuaciones de control integral sobre contribuyentes "que realizan actividades económicas en sectores que han incrementado su actividad por la situación de emergencia sanitaria", sobre quienes "declaran rendimientos por debajo de la media del sector", e intentará detectar irregularidades en titulares de dispositivos de pago con tarjetas "si hay indicios de facturas sin contenido económico".

También actuará sobre contribuyentes que ofrecen servicios de alto valor añadido dirigidos al consumidor final y sobre las operaciones de venta de proveedores a minoristas.

Para el cobro de las deudas tributarias, la Hacienda Foral realizará actuaciones de "seguimiento y control de deudores y de empresas declaradas en concurso de acreedores". También llevará a cabo actuaciones para la detección de bienes ocultos y vaciamientos patrimoniales.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Reproducir
Directo Fin de Semana

Fin de Semana

Con Cristina López Schlichting

Escuchar