También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Para mejorar la seguridad en el paseo marítimo

Almassora dedicará 20.000 euros a habilitar una pasarela en Pla de la Torre

El Ayuntamiento de Almassora destinará una inversión de 20.000 euros a habilitar una pasarela en Pla de la Torre que refuerce la seguridad del peatón que recorre el paseo marítimo.

El consistorio, que dio el aval al proyecto en el pleno del pasado lunes 11 de febrero, pretende establecer un circuito diferenciado en este sector del distrito marítimo que permita mejorar las condiciones de los viandantes.   “La memoria que se ha aprobado establece que el proyecto se desarrollará entre el Camí La Mar y la calle Mestral, en el tramo sur de la costa, con una longitud total de 1,1 kilómetros”, tal y como ha explicado el titular de la cartera de Urbanismo, Vicente Bernat. Un documento que se ha elevado a la Diputación Provincial para aspirar a los fondos de los Planes Provinciales de Cooperación a las Obras y Servicios, “con el objetivo de financiar parte de la infraestructura”.   El objetivo del consistorio es habilitar este paso aprovechando el material que el municipio posee acopiado en el almacén municipal. “Disponemos de pasarelas flexibles y de madera que serían instaladas en el litoral a fin de definir este nuevo paso, ya que la intención del proyecto es “mejorar las condiciones de nuestros peatones en aquellos tramos de la playa en los que existe doble carril de circulación rodada y no hay un espacio reservado para los peatones”, ha señalado Bernat.   La infraestructura a instalar tendría una sección fija y otra móvil y desmontable. Tal y como ha desgranado Bernat, “el objetivo es que en aquellos tramos en los que los temporales baten contra el muro, el material instalado no se dañe, se pueda desmontar durante el periodo invernal y se pueda volver a instalar superado este periodo”.   Asimismo, el plan de obras también contempla garantizar el acceso a la playa, para lo que el proyecto contempla la configuración de once accesos de tarima rígida a esta pasarela, ocho de los cuales se corresponden con accesos existentes a la playa y tres que se ejecutarían con esta nueva actuación. “Estos pasos estarían habilitados cada 100 metros”, ha concretado el regidor.