Tres ministros y una vicepresidenta de Sánchez estudiaron en centros concertados religiosos, entre ellos Celaá

Irene Montero estudió en un centro de educación privada laica, al igual que los socialistas Calviño y Ábalos

Tres ministros y una vicepresidenta de Sánchez estudiaron en centros concertados religiosos, entre ellos Celaá

 

Paco Delgado
@Delgado_LPaco

Redactor de COPE y director de 'Hollywood Land'

José Melero Campos
@ImparablesCope

Redactor y presentador del programa "Imparables Cope".

COPE.es

Tiempo de lectura: 5'Actualizado 20 ene 2020

Tres de los 22 ministros del nuevo gobierno de Pedro Sánchez, así como una de sus tres vicepresidentas estudiaron en colegios de educación concertada religiosa en su infancia. Se trata de la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, la ministra de DefensaMargarita Robles, el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, y la propia ministra de Educación, Isabel Celaá. Este último resulta de lo más llamativo, siendo la principal abanderada en el gobierno socialista que en los últimos meses más dardos ha lanzado a la educación concertada.

El gobierno busca aprobar la nueva “ley Celaá” de Educación antes de verano, mientras que gran parte de la comunidad educativa ha rechazado la propuesta por ir en contra de la concertada. La ministra hizo estallar la polémica al asegurar que “el derecho de los padres a elegir centro no forma parte de la libertad de enseñanza”, durante el congreso de Escuelas Católicas del pasado noviembre.



Celaá estudió en el colegio Sagrado Corazón de Bilbao, una escuela católica que pertenece a la red concertada. Son los Centros Educativo Vicencianos, dirigidas por las Hijas de la Caridad, que inspiran su acción educativa en el Evangelio y en el espíritu de sus fundadores: Vicente de Paúl y Luisa de Marillac. Basan sus esfuerzos en la integración de los alumnos, la sensibilidad por los necesitados y la valoración del saber como medio para servir mejor.

CALVO, ROBLES Y MARLASKA

La ministra de Defensa, Margarita Robles, estudió en un centro de educación concertada religiosa de nombre Santa Teresa de León, como ella misma reconoce en una entrevista hace 4 años. En la misma entrevista reconoce que “fue difícil” abandonar el colegio de la ciudad castellanoleonesa para mudarse hasta Barcelona cuando tenía 12 años. “Allí tenía a mis amigas”.

Tres ministros y una vicepresidenta de Sánchez estudiaron en centros concertados religiosos, entre ellos Celaá

El ministro Grande-Marlaska en La Salle de Bilbao (cuarto por la izq. segunda fila) / Blog Antiguos Alumnos La Salle

Por su parte, la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, original del municipio cordobés de Cabra, estudió en el colegio Madres Escolapias, un colegio concertado centrado en la educación religiosa. También Fernando Grande-Marlaska recibió la educación primaria y secundaria en el centro La Salle de Bilbao, colegio que es parte de una red nacional de instituciones de enseñanza concertada y de claro carácter humano y religioso.

ENSEÑANZA PRIVADA LAICA

La ministra de Igualdad, Irene Montero, estudió en en su infancia en el colegio Siglo XXI, tal y como ella misma especifica en el apartado de Transparencia de la página web de Podemos. Se trata de un centro de educación privada-concertada laico, fundado hace casi 50 años por una cooperativa de padres en el barrio madrileño de Moratalaz, muy centrado en otorgarle al niño la palabra, basado en el modelo de pedagogía de Freinet. Asambleas, clases sin libros de texto o maestros terapéuticos son algunas de sus peculiaridades.

Otro ministro que cursó sus primeros estudios en una escuela privada fue José Luis Ábalos, que volverá a ocupar la cartera de Fomento (actualmente ha pasado a denominarse oficialmente Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana de España). Ábalos procede de una familia pequeñoburguesa de origen valenciano (en la calle Gil y Morte transcurrió su infancia) y su colegio, según ha revelado en algunas entrevistas, se trataba de una academia de pago en la que, por cierto, Ábalos ha confesado que era de los primeros de la clase: “Mis padres preferían situarse fuera de los recursos del régimen (de Franco)”, llegó a responder en una ocasión a la pregunta sobre la negativa de sus padres a que su hijo estudiara en un colegio público.

Tres ministros y una vicepresidenta de Sánchez estudiaron en centros concertados religiosos, entre ellos Celaá

 Imágenes de la institución privada Colegio Siglo XXI donde estudió la ministra de Igualdad, Irene Montero

Pese a que su familia era más burguesa que obrera, tenía serias dificultades para afrontar el pago de la academia: “Siempre había reclamaciones del dueño por impagos”, explicaba en alguna ocasión.

También los padres de la vicepresidenta económica, Nadia Calviño, optaron por que la futura ministra estudiara durante su infancia en un colegio privada de corte laico y “progresista”, como menciona el propio centro. Se trata del Colegio Estudio en Aravaca, Madrid.

Otro de los casos es el del ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque. Aunque el exastronauta estudió en el colegio público Blasco Vilatela de Ciudad Lineal, al que ha visitado recientemente, lo cierto es que es un defensor de la escuela privada. Él mismo estudió en el centro privado 'Aula', además de que todos sus hijos estudian en centros privados. Él mismo hizo saltar la polémica en los últimos meses cuando aseguró, durante una entrega de premios, cuando animaba a que “la privada siguiera por delante de la pública”. “Yo mismo tuve que llevar a mis hijos a la privada por los idiomas, para que cuando cambien de país no noten tanto la diferencia”, aseguró el ministro.


 


IGLESIAS, GARZÓN Y LAYA, EN LA PÚBLICA

En el resto de casos, los ministros han acudido a instituciones privadas, algunos incluso en varias ciudades por las que han vivido durante la infancia. Es el caso del vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, que durante sus años en Soria, estudió en el centro público Infantes de Lara, mientras que, ya durante su adolescencia en Madrid, lo hizo en el Instituto de Educación Secundaria Juana de Castilla.

Mismo caso fue el del ministro de Consumo, Alberto Garzón, que hizo lo propio en el Rincón de la Victoria (Málaga) en el CEIP Manuel Laza Palacio y en el Instituto de Educación Secundaria Ben Al Jatib, en el que impartía clases su padre. También por su padre estudió en un colegio público la ministra de Exteriores, Arancha González Laya, como ella misma confesó en una entrevista hace años. Eso sí, cursó COU en un centro privado.

URIBES, DÍAZ, PLANAS Y REYES MAROTO

Por su parte, el nuevo ministro de Cultura y Deporte, José Manuel Rodríguez Uribes, recibió su educación en las Escuelas Profesionales Luis Amigó de la localidad valenciana de Godella. Misma situación con la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, que estudió en el Centro Rural Agrupado (CRA) Llano Alto de Ataquines (Valladolid).

En el caso de Yolanda Díaz, ministra de Trabajo, procedente de Ferrol, su designación para la cartera es una noticia que, como es conocido, no han acogido con entusiasmo los empresarios, dado los ideales comunistas que procesa la dirigente gallega. Una ideología que adquirió desde su infancia, ya que procede de una familia de históricos sindicalistas, como su padre Suso Díaz, ex secretario de CCOO en Galicia. Sus primeros años los pasó en el barrio de San Valentín, una cooperativa obrera construida a la sombra del astillero de Navantia. En uno de los centros públicos de este barrio cursó sus estudios Yolanda Díaz.

ctv-wpz-ministros2

También ha sido comentado que, aunque el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, estudió en un centro público, no es así en el caso de sus hijos. Ambos estudiaron en el centro privado del Liceo francés de Bruselas y Rabat.

CAMPO, RIBERA Y MONTERO

El sucesor de Dolores Delgado al frente de Justicia, estudió en el Instituto Público de Columela durante la Secundaria, en la capital gaditana, pese a que sus orígenes están en la localidad sevillana de Osuna.

Por su parte la titular de Hacienda, María Jesús Montero, cursó sus estudios en centros públicos de Sevilla, más concretamente del barrio de Triana. Sus padres también dedicaron su vida profesional a la Educación.

Si nos referimos a la ministra de Transición Ecológica y Vicepresidenta Cuarta del Gobierno, Teresa Ribera, madrileña de nacimiento, hemos podido saber que estudió en colegios públicos durante su infancia y juventud, antes de licenciarse en Derecho en la Universidad Complutense de Madrid.

LAS DUDAS CON DARIAS, CASTELLS Y ESCRIVÁ

La sustituta de Meritxell Batet al frente de Política Territorial y Función Pública, Carolina Darias, procede de un barrio y de una familia humilde de Gran Canaria, aunque no hemos podido averiguar si cursó sus estudios en un centro público y privado.

El ministro de Universidades, Manuel Castells, que procede de la rama de Unidas Podemos en el Consejo de Ministros, tuvo una infancia con muchos cambios, ya que nació en el municipio albaceteño de Hellín, aunque las circunstancias familiares le obligaron a trasladarse a la ciudad de Albacete, Madrid, Cartagena, Valencia y Barcelona. En esta última ciudad completó su educación secundaria. Luego, se convertiría en una eminencia en el campo de la Sociología.

José Luis Escrivá (Ministro de Seguridad Social, Inclusión y Migraciones) y Salvador Illa (ministro de Sanidad), no hemos podido averiguar donde cursó sus estudios primarios y secundarios.

Lo más

En directo

La Noche

Con Beatriz Pérez Otín

Escuchar