El helipuerto del Papa enciende la esperanza para 500 niños: "Es fundamental llegar pronto al hospital"

La técnica de rescate en helicóptero, en la que intervienen varios equipos se ha perfeccionado hasta el punto de estar todo preparado para la llegada del paciente en pocos minutos

Tiempo de lectura: 2’

Casi quinientos rescates desde el año 2015 hasta la actualidad. Exactamente desde cuando, con un acuerdo firmado hace seis años entre el Vaticano y el hospital Bambin Gesù, el helipuerto del Papa Francisco ha dado disponibilidad al aterrizaje y al despegue, tanto de día como de noche, de los helicópteros para la gestión de emergencias y los casos de extracción e implantación de órganos gestionados por el hospital pediátrico del Bambin Gesú.

El objetivo es agilizar los pasos y el transporte de niños y jóvenes en condiciones críticas. Unos pasos que en muchos casos son fundamentales, porque cuanto más rápido es el viaje más posibilidades hay de salvar una vida humana.

ctv-cgr-bambin-ges

La técnica de rescate, perfeccionada y afinada

Tanto es así que a lo largo de los años la técnica de rescate en helicóptero, en la que intervienen varios equipos (el de las emergencias del hospital, el del 118 que proporciona la ambulancia aérea, la gendarmería vaticana, los bomberos para el aterrizaje y el despegue y los médicos de la Santa Sede), se ha afinado y perfeccionado hasta el punto de estar todo preparado para la llegada del paciente en 6-7 minutos.

Desde el primer vuelo que fue el 29 de diciembre de 2015, hasta el 30 de junio de este año, se llevaron a cabo exactamente 491 operaciones de rescate pediátrico en helicóptero. Una actividad que se concentra principalmente en los meses de verano, y que en 2021 está en constante crecimiento: de hecho, ya se han registrado 65 rescates en helicóptero desde enero.

Bebés prematuros, niños con lesiones en la columna vertebral o en la cabeza, pacientes que han tenido un intento de suicidio…y también se encuentran entre los rescates los ahogamientos y el transporte de recién nacidos que necesitan una incubadora especifica.

ctv-tna-vaticano-1

Las palabras del Papa Francisco sobre este servicio

El Papa Francisco habló sobre este servicio en 2019 en el discurso que dirigió en el hospital con motivo de los 150 años desde su fundación: “Me dijeron que más de una vez a la semana aterrizan en el helipuerto del Vaticano unos helicópteros que transportan a algunos niños para el hospital Bambin Gesú. Pueden llegar pronto desde allí y es fundamental".

"Agradezco al hospital por su apertura al mundo y por haber decidido hacerse cargo de estos sufrimientos y de estos niños que llegan de tantos países", dijo Francisco.

“Soy muy consciente de que esto requiere muchos recursos económicos, y por eso agradezco a todos los que están contribuyendo generosamente con sus donaciones a la Fundación 'Bambin Gesú'. Espero que las instituciones internacionales sepan encontrar formas de promover cada vez más estos corredores sanitarios, a la espera de que la capacidad para responder a las necesidades básicas de salud crezca en todos los países”.

Religión