Continúa el misterio de la desaparición de la joven italiana Emanuela Orlandi

Los análisis de cientos de restos óseos han descartado cualquier vínculo con Emanuela Orlandi, desaparecida en 1983

Tiempo de lectura: 2’

Los exámenes del Cementerio Teutónico en busca de los restos, o alguna pista, del paradero de la joven italiana Emanuela Orlandi han resultado infructuoso: los huesos examinados de dos osarios se remontan al año 1800. Continúa así el misterio de la desaparición hace 36 años de la hija de un empleado de El Vaticano. Las esperanzas estaban puestas en estas nuevas investigaciones en el mismo camposanto donde se especulaba que podrían encontrarse los restos mortales de Orlandi, desaparecida en 1983, o algún indicio. 

Fin de los análisis de los huesos del Cementerio Teutónico: todos anteriores a 1800

La Oficina de Prensa de la Santa Sede informó el domingo del final de los análisis sobre varios centenares de estructuras óseas parcialmente intactas, así como miles de fragmentos. Tanto el profesor Giovanni Arcudi, como el experto de confianza de la familia, han tenido oportunidad de trabajar con las muestras.

Arcudi ha concluido que ninguno de los muchos restos posee una fecha posterior al año 1800. Por otra parte, el consultor de parte ha solicitado más investigaciones de laboratorios sobre otros hallazgos óseos, en torno a 70 muestras. Arcudi y su equipo han declinado esa vía por la antigüa datación de esos restos

Las muestras han sido analizadas y se preservan en la oficina de la Gendarmería Vaticana, a disposición del Promotor de Justicia.

Las tumbas vacías de las princesas alemanas: más incógnitas

La primera hipótesis sobre que el paradero de Emanuela Orlandi, o algún vestigio sobre ella, pudiera tener respuesta en los cementerios teutónicos vaticanos llegó a la familia de la joven a través de una carta anónima el pasado verano. La indicación de la misiva apuntaba a buscar donde indicaba el ángel, es decir, a la tumba que presidía. 

Las tumbas de las princesas alemanas del siglo XIX estaban vacías

Las tumbas de las princesas alemanas del siglo XIX estaban vacías 

Tras contar con el visto bueno de la Santa Sedese exhumaron las tumbas con un resultado sorprendente: estaban vacías. Ni rastro de Emanuela, y tampoco de las princesas. No había ni ataúdes.  

Del mismo modo, otras investigaciones revelaron que esas tumbas ya habían sido abiertas por lo menos una vez en los últimos 50 años y que la datación de la estatua del ángel no coincidía con la de la losa.. 

Los lugares de descanso de Sofía von Hohenlohe, fallecida en el 1836, y Carlotta Federica de Mecklenburgo, fallecida en el 1840, sí revelaron que el caso de la joven desaparecida cuando tenía 15 años sigue siendo una incógnita.

Buscar la verdad sobre el caso Orlandi

La Santa Sede ha reiterado su deseo de que se busque y se dé a conocer la verdad en torno al misterioso caso de Emanuela Orlandi. Además, ha negado de forma categórica las insinuaciones de responsabilidad implícita con las que algunos quieren vincular la supuesta cooperación y transparencia de El Vaticano, cuenta la agencia Vatican News

En esta ocasión, el comunicado ha recordado también la voluntad de transparencia con la que ya se ha expresado en otras ocasiones. El texto se refiere a las exhumaciones del cementerio germano de El Vaticano, pero también a las pesquisas de las autoridades italianas en la sede de la Nunciatura en Italia, en Villa Giorgina. 

Esta vía de investigación expuso sus conclusiones el pasado 25 de julio con idéntico resultado, pero distinta datación. Los huesos que se devolvieron de Villa Giorgina estaban gechados entre los años 90 y 230 d.C. Por lo tanto, continúa el misterio en torno a Emanuela Orlandi. 

Religión