Pedro Huerta, secretario general de Escuelas Católicas: "Cada aprendizaje compartido nos impulsa a seguir"

La iniciativa Juntos somos Luz, nace como respuesta al Pacto Educativo Global que pide el Papa Francisco: "Un movimiento de cambio educativo sin precedentes"

Tiempo de lectura: 2’

Escuelas Católicas responde a la llama del Papa Francisco con la iniciativa “Juntos somos Luz”,con el objetivo de posibilitar a sus centros e instituciones el espacio, la formación y los materiales necesarios para hacer realidad dicho Pacto Educativo Global impulsado por el Papa”.

Así lo ha explicado Pedro Huerta, secretario general de Escuelas Católicas, para ECCLESIA: “Es una iniciativa mundial, para toda la escuela católica en todo el mundo y pretende visibilizar la presencia de la Iglesia en el en la educación, en tantos lugares, en tantas escuelas, grandes, pequeñas, en lugares apartados, rurales, urbanos, misioneros también... Es una iniciativa que busca transformar la cultura, las relaciones y los encuentros a través de la educación. No es algo que antes no existiera, pero lo estamos trabajando como elemento de discernimiento para mejorar nuestra tarea educativa y que realmente sea transformadora de una forma profunda, integral de la sociedad y del espacio que compartimos”.


Un comprimiso con nuetra sociedad

De esta forma, ha explicado, “mostramos el testimonio de nuestro compromiso por trabajar juntos en la creación de un modelo de sociedad basado en la solidaridad que emana del Evangelio y un mundo, en definitiva, más equitativo y sostenible, buscando el diálogo y trabajando con organizaciones dispuestas a embarcarse en la importante tarea de transformar desde las aulas”.

“Consideramos esta propuesta no debe ser una imposición, ni debe ser tampoco una moda, sino que tiene que ser una propuesta de encuentro de “Iglesia en salida” y de “escuelas en salida” y por lo tanto que era necesario que llegara a las aulas, familias, alumnos, comunidades educativas… que son los que tienen que transformar después en su día a día el esas espacio de relaciones en el que vivimos”.

Así nace “Transformar desde la Educación”, una iniciativa en colaboración con Enlázate por la Justicia, en la que un grupo de profesores de distintas titularidades se han unido, “con mucha ilusión y esfuerzo, para ofrecer a la sociedad un conjunto de materiales que permiten diseñar situaciones de aprendizaje desde el enfoque de la ciudadanía global, integrando así el PEG en las programaciones didácticas”.

Este nuevo programa de Escuelas Católicas aporta un plus de solidaridad a los alumnos, dando la posibilidad al centro de diseñar un itinerario de solidaridad que implique a todos los alumnos y niveles y que, al mismo tiempo, trabaje las cinco áreas del Pacto Educativo Global en colaboración con otros colegios, entidades o instituciones para lograr un desarrollo integral del alumno y una transformación social del entorno. Los alumnos crecerán en empoderamiento, empatía, conciencia crítica, ciudadanía ecosocial, espiritualidad, capacidad de análisis, apertura, acompañamiento, reconocimiento…"

“Juntos somos Luz”

La iniciativa “Juntos somos Luz” de Escuelas Católicas ha tenido un impacto tangible en la educación a través del Pacto Educativo Global. “Cada paso que hemos dado se ha hecho con pasión y determinación. Hemos creado materiales para despertar en los colegios e instituciones la reflexión sobre la necesidad de trabajar juntos y construir un mundo mejor; encuentros que han alimentado la colaboración; vídeos que han inspirado el aprendizaje; y recursos que abren puertas hacia una solidaridad universal. Pero lo más importante, hemos impulsado experiencias significativas que han dejado huella en alumnos, profesores y familias. Cada encuentro, cada intercambio, cada aprendizaje compartido nos impulsa a seguir adelante”.


Religión