Más de 50 jóvenes Guardias Civiles hacen la confirmación: "Nos dará la fuerza para la lucha diaria"

Jóvenes que se preparan para ser Guardias Civiles recibieron la Confirmación a finales de mayo, siendo uno de ellos bautizado y tomando la Primera Comunión

Más de 50 jóvenes Guardias Civiles hacen la confirmación: Nos dará la fuerza para la lucha diaria

 

Víctor C. Bustillo

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 07 jun 2019

El pasado 31 de mayo, 53 jóvenes que se preparan para ser Guardias Civiles fueron confirmados en la fe. La celebración tuvo lugar en el aula magna de la Academia de Guardias de Baeza. Samuel, uno de ellos, fue bautizado y recibió la Primera Comunión. También fueron confirmados varios familiares suyos.

La celebración estuvo presidida por D. Francisco Juan Martínez Rojas, Vicario General de la Diócesis de Jaén. Según los jóvenes, el aula magna se convirtió en “Templo para recibir los dones del Espíritu Santo". Además, recibieron una fe sin miedos ni complejos, postrados ante Jesucristo, diciéndole: "Aquí estoy, Señor, para cumplir tu voluntad".  Uno de ellos afirmó que, el acto, supuso su broche de oro formativo: “Para nosotros, esta celebración es el broche de oro que ponemos a estos meses de intensa formación, en la que Dios ha tenido un lugar importantísimo”.

Ese mismo día se cumplió el IX aniversario de la Ordenación Sacerdotal de don Carlos Manjón, Capelllán Castrense, quien escribió en la web diocesana, dando gracias a todos los participantes: “Al finalizar la celebración... he querido dar gracias a Dios, por el milagro de mi vocación, y por la presencia del Vicario General de Jaén entre nosotros, y por sus palabras. (También) a los catequistas y, de manera especial, al Coro de la 124 promoción... corazón de la Guardia Civil, con sus canciones, especialmente la Salve Rociera. El mejor regalo de Aniversario de Ordenación: vuestras voces, vuestros corazones, y Samuel, que ya forma parte de los bautizados ¡Gracias!”.

Aquel día fue como un nuevo Pentecostés para los futuros los jóvenes Guardias Civiles, escribió don Carlos Manjón. Recibieron el Espíritu Santo de una forma muy especial: “Queríamos que el aula magna de la academia... tuviera algo de río Jordán, (donde) sumergir a Samuel... algo de Cenáculo, para compartir confidencias con Jesús de Nazaret, comer su carne y beber su sangre, alimentos que nos darán la fuerza necesaria para combatir la lucha diaria de lo que significa ser Guardia Civil”. 

Lo más