El antes y el después de los incendios que asolaron Galicia hace un año

Víctor Vidal, presidente de la comunidad de vecinos de Chandebrito, uno de los municipios más afectados recuerda como el fuego arrasó todo en una hora.

 

COPE.es

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 14:25

La ola de incendios que hace un año asoló Galicia marcó "un antes y un después" en la sociedad gallega que está ahora "más concienciada" con la problemática, lo que ha hecho que este verano haya sido "el mejor verano de la historia" asegura la conselleira de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda, Ángeles Vázquez

Un año después de la ola de incendios que costó la vida a cuatro personas y arrasó casi 50.000 hectáreas, la titular de Medio Ambiente ha incidido en que el 15 de octubre es una fecha de "triste recuerdo" para Galicia "aunque sirvió a la administración y a los gallegos para concienciarse".

Una de las parroquias más afectadas por aquellos incendios es Chandebrito, donde murió una personas. Víctor Vidal es vecino y presidente de la comunidad de vecinos de Chandebrito y asegura en 'Mediodía COPE' lo complicado de aquellos días, "veíamos por la dirección del viento que íbamos a ser una parroquia afectada. En una hora el fuego atravesó la parroquia de sur a norte dejando prácticamente el 99% de la parroquia arrasada por las llamas".

Nadie sospechaba en los primeros momentos que esos fuegos se iban a convertir en una de las peores catástrofes de Galicia, "mucha incertidumbre e intentábamos apagar el fuego con lo primero que teníamos a mano". Según iba pasando el tiempo empezaron a temer lo peor porque el verano había sido muy seco, "viendo como venían esos frentes y con la velocidad y llevaban muchos meses sin llover, nos dimos cuenta de la dimensión del incendio algo que no había visto nadie ni los más viejos de la parroquia".

"Un año después una de las consecuencias que dejan los incendios son las cenizas y eso ha permitido recuperar el color verde de Galicia", asegura Víctor.

Etiquetas

Lo más