"En el orfanato hay madres no biológicas que cuidan de más de cien niños"

Carmen Aranda, una misionera española, reconoce en La Tarde que los primeros años de vida en Uganda son muy peligrosos, sobre todo por la malaria

 

Redactor de 'La Tarde'

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 19:00

Los Acholi son una tribu de la zona de Gulu, en Uganda, que levan años sufriendo por la terrible situación que atraviesa el país. Allí, en Uganda, ha estado la española Carmen Aranda, una misionera laica comboniana que se fue decidida a ayudar a los niños huérfanos como consecuencia de la guerra civil. Después tres años trabajando con los Acholi "buscando un futuro mejor para estas personas", Carmen no se sentía de misión en África, sino que se sentía viviendo su vida "con perfecta normalidad".

"Realmente hace solamente un año que he vuelto y estoy todavía digiriendo lo vivido. Ahora empiezo a echar de menos muchas cosas, a la gente...", cuenta la misionera. Esta historiadora del arte viajó sola hasta Uganda y en su vuelta a España la acomapañaron dos niños. La madre de los pequeños había fallecido a causa del sida, pero antes de morir le pidió a Carmen que alguien se hiciera cargo de ellos... Y ella no lo dudó.

ESCUCHA AQUÍ LA ENTREVISTA COMPLETA

En el orfanato donde vivía, Carmen y sus hermanas misioneras crearon una comunidad para ayudar a los Acholi "a coordinar todos los recursos que tenían. Yo estaba prácticamente todo el tiempo con las madres y también pasaba mucho tiempo con los niños, jugando con ellos, ayudándoles a crear". Ese centro del que habla Carmen tiene más de cien niños "y está estructurado en casas familia, con madres que no son biológicas pero se hacen cargo de los niños". 

El orfanato es clave para los chicos, "porque los primeros años de vida son muy peligrosos, sobre todo por la malaria". Una vez que llegan al orfanato, el objetivo es reinsertar a los niños. "Se les da una formación y se les pagan los estudios. Después de esto, los niños vuelven con sus familias biológicas", comenta Carmen Aranda.

Lo más