COPE

Estas son las micro-partículas que pueden quedarse días flotando en el aire con el Coronavirus

Te explicamos qué son los aerosoles y cómo se transmite el Coronavirus a través de estas micropartículas en el aire

Samuel del Río
  • item no encontrado

Redactor de informativos

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 12 oct 2020

Apúntate esta palabra porque la vamos a utilizar cada vez más. Y es otro punto de debate en la comunidad científica. Son los "aerosoles" y cómo puede propagarse el Coronavirus por el aire de una forma que (hasta ahora) no sabíamos. Lo primero que hacemos es escuchar a Fernando Simón: “No tenemos hasta ahora evidencia sólida aunque va apareciendo algún estudio que parece indicar esta línea, no tenemos evidencia muy sólida de que haya habido transmisión probada por aerosoles en medios sociales normales. Sí que sabemos que la hay cuando un médico está intubando a un paciente con la enfermedad, sabemos que el riesgo es altísimo, pero en situaciones de trato normal no tenemos una evidencia muy sólida”.

Faltan evidencias científicas decía Simón esta semana. Vamos ahora a explicarte qué son los aerosoles y cómo se transmite el Coronavirus a través de estas micropartículas en el aire. Y no solo eso... también los problemas que está generando la necesidad de ventilar en los colegios ahora que llega el frío.

Los aerosoles son micropartículas en suspensión en el aire.Su tamaño es una décima parte del ancho de un cabello humano. Vamos que son diminutos. Hemos oído hablar mucho ya de las partículas de Flugge, pero estas son miles de veces más grandes que los aerosoles. Para esto el uso de mascarilla es clave porque para evitar la propagación por el aire de esas partículas que expulsamos los humanos por la boca se nos ha dicho que respetemos la distancia interpersonal de 2 metros, que usemos mascarilla y que evitemos los espacios cerrados.

Los aerosoles, claves en el contagio

¿Y qué pasa con los aerosoles? Pues que lo que antes eran partículas más grandes que caen al suelo... ahora nos dice la ciencia que estas micropartículas se quedan en el aire en suspensión y pueden hacerlo durante horas o incluso días. Imagínate dentro de un ascensor un domingo y que el viernes lo haya usado una persona infectada. Es científicamente posible, sí, que te infectes al respirar sus aerosoles después de 48 horas. Por eso hay que ventilar bien y evitar los espacios cerrados todavía más. Porque el Coronavirus puede adherirse a estas partículas y que por ejemplo una persona infectada respire dentro de un ascensor y emita sus aerosoles un lunes y que una persona el martes se contagie. Gabriel Reina es microbiólogo de la Clínica Universidad de Navarra y nos lo explicaba en Herrera en COPE:

“Se ha puesto siempre el foco en la gota grande que probablemente tenga un papel mayor, pero el aerosol o la gota pequeña, la que no se percibe pero que también se queda en el ambiente. Pues eso puede tener un papel porque se ha visto en algunos espacios cerrados, en algunos brotes que se han seguido muy detalladamente”.

Además, esto nos hace preguntarnos por la mascarilla. Sabiendo lo que sabemos de la transmisión por aerosoles... surge la duda de si la mascarilla de tela con filtro que usan millones de personas en España es eficaz:

“La transmisión por aerosol también nos hace pensar en el tipo de mascarilla que utilizamos. La mascarilla quirúrgica, que sí que evita una mayor diseminación del virus sería insuficiente. Habría que utilizar, como venimos usando en hospitales, que usamos las FFP2 , que es una mascarilla más adecuada ya no solo para no transmitir sino para que ese aerosol podamos contenerlo gracias a esa mascarilla”.

"Gracias a Dios ha hecho buen tiempo"

Queda claro lo importante que es mantener la distancia interpersonal... usar mascarilla y ventilar bien los espacios cerrados. Pero claro, ahora que llega el frío, se puede convertir en un problema especialmente para los más pequeños. Mencía Granados es directora del colegio Virgen de Europa en Boadilla del Monte en Madrid.

“Gracias a Dios ha hecho muy buen tiempo, pues entonces las ventanas han permanecido abiertas durante toda la jornada. Ahora que ya empiezan a bajar las temperaturas y que se acerca el invierno, el protocolo que vamos a seguir es que todas las ventanas tienen que estar abiertas los primeros cinco minutos de la clase y los últimos cinco, es decir, diez minutos en total”.

Son 10 minutos por clase, no es necesario tener las ventanas abiertas todo el rato. Aún así, los cambios de temperatura hacen que los niños puedan acatarrarse o simplemente coger frío y presentar algunos síntomas leves: “Sí que han llegado, no tanto quejas pero nos preguntaban un poco inquietos cuál iba a ser el protocolo que íbamos a seguir y cómo lo íbamos a organizar. Es verdad, que en algunos casos alumnos más frioleros se quejaban de que pasaban frío en las clases”.

Y como todo en la vida, están los que se quejan. Y si hace frío dentro de clase lo hacen con razón. Por eso algunos alumnos han pedido explicaciones. Pero que quede claro, durante la pandemia la salud está por encima de la comodidad.

Ya sabemos lo que son los aerosoles y lo que están viviendo los directores de los colegios. Pero vamos a hablar también con los protagonistas de estas nuevas medidas... algo novedoso en un ya de por si nuevo y atípico arranque de curso. María Mazarredo es la madre de Isabel, de 13 años y se debate entre qué se debe hacer: pasar frío o evitar contagios:

“No sé que pasará cuando llegue el frío grande...En principio casi prefiero que se abrigue, que lleve leotardos, abrigo, bufanda... a que realmente se contagie”.

Claro, aquí como padres pues tienes esos sentimientos encontrados de, bueno ventilamos, pero hasta qué punto ahora que llega el frío. Isabel Reina, la hija de María, cuenta que se quejan por estas medidas, ojo, aunque saben que son necesarias:

“En las clases hay que dejar las ventanas abiertas todo el tiempo hasta que nos vamos a casa. Pasamos frío y protestamos un poco, nos quejamos porque tenemos frío”.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo 2

Directo Diálogos en la Catedral "Soledad. Silencio. Interioridad"

Diálogos en la Catedral "Soledad. Silencio. Interioridad"

Con el escritor Pablo d'Ors y la médico y política Berta Tricio

Ver