Jon Uriarte: "La Linterna vuelve a la universidad"

Jon Uriarte analiza con Mamen Vizcaíno una de las noticias más importantes y destacadas del día, pero a través de su particular visión de las cosas

Audio

 COPE.es

COPE.es

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 20:22

Israel Remuiñán analiza con Mamen Vizcaíno una de las noticias más importantes y destacadas del día, pero a través de su particular visión de las cosas. Porque todo, hasta lo más serio, tiene su versión alternativa y, por qué no, surrealista. Sobre todo cuando la LINTERNA alumbra la actualidad y es Uriarte quien se encarga de seguir el haz de luz. Bueno, todo esto ha quedado muy bonito pero en realidad hace lo que le da la gana.

La educación española está de enhorabuena. El Ranking de Shangai, uno de los más prestigiosos del mundo, coloca a 13 universidades españolas entre las mejores del planeta. Es por ello que esta tarde en La Linterna queremos hablar de universidades

En el equipo de La Linterna hay de todo, el listillo, el que siempre liga, el que no se entera, el que hace pellas, el que se agobia. En fin, si hiciésemos una peli sobre nuestra vuelta a la universidad el trailer sería algo así. Tenemos compañeros que aún no han acabado la uni, mientras que Jon Uriarte se matriculó por primera vez en el pleistoceno.

Aunque los resultados del ranking sean buenos, dicen los expertos que en España hay un exceso de titulados superiores, hay mucha gente graduada y parte de la culpa la tiene la imagen que tenemos de la universidad. Una imagen que llega directamente importada desde Estados Unidos. Allí todo es diferente incluso desde el instituto. Pero lo cierto es que la Universidad también es un lugar donde muchos encuentran el amor.

Recuerdamos el titular: 13 universidades españolas entre las mejores del mundo según uno de los rankings más prestigiosos. Por eso hoy en La Linterna estamos hablando de universidades. Sí, en la Universidad puedes optar por tomartelo tranquilamente y acabar la ingeniería mientras llevas a los niños al cole o intentar llevarlo al día y esforzarte. Ahí es donde entra en juego una figura: la del profesor perfecto.

Lo más