Luis del Val: "¿Cómo sabemos que un tetrapléjico con dificultades de habla desea morir?"

Ya puedes escuchar la 'Imagen del día' de Luis del Val

Audio

 

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 10:29

En el decenio de los setenta del siglo pasado, se contaba la historia de dos compañeros de trabajo donde el uno le pregunta al otro qué tal había pasado las vacaciones, y el compañero le contesta, con gesto apesadumbrado, que mal, porque se murió su suegra. “¿Y cómo fue?” se interesa el colega. “Pues se pinchó con una aguja, le empezó a salir sangre, y la tuvimos que rematar”.

Me acordé del bárbaro chiste, al observar el entusiasmo que en algunos sectores provoca la eutanasia, como si fuera un avance de la civilización, y, por cierto, no soy de los que se les hincha la vena del cuello al escuchar la palabra, pero observo que la sociedad es cada vez más hedonista, más banal, y de un egoísmo tan brutal como el chiste. Me imagino dentro de poco escuchar en este programa una cuña publicitaria que diga algo así: “García, Sánchez y Pérez, abogados. Especialistas en trámites de la eutanasia”. Veamos ¿cómo sabemos que un tetrapléjico con dificultades de habla desea morir? ¿Quién acredita que el enfermo que ya no se expresa desea darse de baja en Registro Civil? ¿Y quién nos garantiza que al enfermo comatoso, unos hijos egoístas, o unos sobrinos habilidosos, no le han arrancado con falsedades una firma?

Si viviéramos en una sociedad en la que los bondadosos y los sacrificados fueran la inmensa mayoría, no me daría miedo la despenalización de la eutanasia en determinados casos puntuales, pero por desgracia, he tenido ocasión de observar el alivio de algunas familias cuando muere el abuelo enfermo, el que no quería vender el piso que no ocupaba, el que gastaba en la residencia un montón de dinero todos los meses. Por cierto ¿saben ustedes cuándo son menos visitados los enfermos y los viejos? En el periodo de vacaciones, que es cuando disponemos de más tiempo. No me lo invento: son estadísticas. ¿Y saben cuándo se produce el mayor ingreso de personas mayores en los hospitales? En vísperas del periodo vacacional. También son estadísticas.

Es curioso que los defensores del ecologismo, los que nos ponen como ejemplo a la naturaleza, no hayan reparado en que ni entre los insectos, ni entre los peces, ni entre los mamíferos, se echa mano de la eutanasia. Existe la excepción de unos roedores en el norte de Europa que, cuando notan superpoblación, se suicidan colectivamente, arrojándose al mar. Pero colectivamente, quiero decir que al frente van el presidente el gobierno de los roedores, los ministros, y luego los roedores de a pie o de a pata. Parece que no es nuestro caso. Y cuidado no se les vaya a ir la mano. Ya hemos despenalizado el aborto. Hace poco, unos jóvenes descerebrados arrojaron su bebé al río. A ver si, de progreso en progreso, a eso le vamos a denominar eutanasia preventiva.

Lo más

En directo

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar