Mari Luz, la 'fósfora' de hoy

"Hice un máster en la Business School... y he acabado vendiendo pollos”

Los oyentes comparten con Carlos Herrera su experiencia estudiando másteres

 

COPE.ES

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:30

Hoy hemos tenido, un día más, nuestra 'Hora de los fósforos' en el programa “Herrera en COPE”. Carlos Herrera ha hablado con antiguos alumnos de másteres para saber si los posgrados tienen, en verdad, algún futuro más allá que el de vender pollos en una esquina.

Porque no parece haber más futuro que ese para Mari Luz, que ha confesado en el programa de este miércoles que con sus títulos en el IESE Business School, el IEB Máster en Banca de Finanzas de Banca y la ESADE Business School solo puede aspirar a dirigir negocios de comida rápida.

María, una oyente con cuatro másteres, trabajo y dos hijos, ha explicado cómo funcionan estos estudios a los oyentes de COPE. Suelen durar un curso académico pero también puede haber másteres de dos cursos completos. En el primer caso tienen 60 créditos, y cada crédito equivale a unas 25 horas repartidas entre el trabajo autónomo en casa o el trabajo académico en el aula.

Aida Herrera, prima de Carlos Herrera, dirige un Máster Internacional en Psicología de Catástrofes, Crisis y Emergencias, en el que enseña herramientas a profesionales para enfrentarse a situaciones extremas. “Nadie puede mitigar su dolor”, afirma, pero sí que es posible ayudar a las víctimas a través de la psicología.

Rubén es doctor ingeniero y tiene cinco másteres, dos propios de universidades y los otros tres conseguidos como títulos oficiales. La diferencia está en que los primeros no permiten el acceso posterior al doctorado, mientras que los segundos sí. Fue así como descubrió que tras la implantación del plan Bolonia de Educación ya no podía leer su doctorado en la Universidad donde cursaba el máster, a pesar de haberlo terminado.

Otro de los oyentes, Félix, tenía claro que quería ser estrella del rock and roll, pero una mirada de su padre le disuadió. “Decidió” entonces estudiar Medicina, y fue con su segundo máster en Urgencia, Emergencias y Catástrofes que logró dedicarse a aquello que le gustaba. No obstante, dice que pretende evitar la “titulitis” de “másteres de contenidos y puentes cuestionables”. Y es que, en España, “estamos acostumbrados a fabricar relojes de madera”.

¿Sabías, por cierto, que en la Universidad del Estado de Michigan hay un máster para prepararse para una catástrofe en el planeta? Los módulos tienen que ver con Zombies en medios populares, ciencia de los superhéroes, magia, ocultismo o seducción.

Lo más