Los romanos ya utilizaban Facebook y bailaban flamenco

El libro "Somos romanos" desvela que hacían graffitis y utilizaban los servicios take away. 

Audio

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 18 jun 2019

De todos es sabido que a los romanos les debemos el idioma...Y por supuesto el patrimonio, pero su legado va mucho más allá. Paco Álvarez, publicista y autor de “Somos romanos”, ha explicado en Fin de Semana COPE con Cristina López Schlichting hasta qué punto todos tenemos algo de romanos.

El autor ha descubierto muchos usos y costumbres de la época que resultan muy interesantes. Por ejemplo, gracias a este especialista en el fin de la República romana sabemos que los romanos tenía bares. En la antigua Roma había todo tipo de tabernas donde tomar el aperitivo y beber algo. “Estos Thermopolia eran locales con barra de obra, muy parecidos a nuestros bares actuales, solo que los romanos preferían el vino a la cerveza, que consideraban una bebida “bárbara”. De ‘tapa’ tomaban frutos secos, aceitunas o pan con queso, y a falta de gaseosa solían mezclar el vino con agua para no emborracharse”, cuenta.

Paco Álvarez devela a su vez algo verdaderamente curioso: "los graffitis se usaban para todo: cómo publicidad y propaganda política, para anunciar la venta de un piso o una casa...para todo".

Otra de las costumbres romanas era la pausa al final de la semana. El domingo, Dies Solis, fue declarado oficialmente día de reposo y descanso administrativo por orden del César Constantino en el año 321, siendo en principio un día para venerar al sol.

El servicio "take away" también existía en aquella época. Según explica, “En los Thermopolia se preparaba mucha comida ‘para llevar’, que se expendía directamente en la barra, ya que muchos romanos no tenían cocina en sus casas y siempre comían de take away. Incluso se conocen servicios a domicilio que llevan los pedidos a las distintas viviendas.

Lo más