COPE

Iñaki 'El lechero', 6 años después: “Le cortó un dedo y el jurado le declaró inocente, jamás fue condenado"

Nacho Abad hace crónica en Fin de Semana y denuncia también un caso de trato vejatorio en la T2 del aeropuerto de Barajas

Audio

Cristina López Schlichting
@crisschlichting

'Fin de Semana' COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 11:47

El primer caso de Nacho Abad es casi una anécdota en la que nos quiere contar que una mujer ha sido tratada de muy malas maneras en el aeropuerto de Barajas, en la T2, en una escala de Dublín a Sao Paulo.

La han dejado sin comida, sin nada, como si fuera un animal y el viernes por fin han bajado a hacerle una PCR. Por comentar la inoperancia del Gobierno español. Es un caso que ha querido denunciar el periodista, porque ha estado más de 48 horas en una sala de aeropuerto, durmiendo en el suelo y comiendo sándwiches.

Por otro lado, recuperamos un caso de hace tiempo, el de: Iñaki el lechero, el crimen de Pagasarri. Nacho nos trae algunas novedades sobre el caso, parece que el viernes pasado le cortó un dedo a una persona, además de hacerle otros cuantos en alguna parte del cuerpo con un cuchillo.

El crimen del Pagasarri sucedió en una hora sin determinar entre los días 26 y 27 de enero de 1996. La víctima acudió a un comercio de compra venta de coches usados para recibir un dinero que se había gastado en una reparación y allí se encontró con el asesino, además de los dos encargados de la tienda.

Por lo visto, existía una deuda entre la víctima y el asesino. Como se supo después, Iñaki pasaba droga y Néstor se la compraba, y acabó dejándole a deber, pero nunca le devolvió.

En aquel año, en 1995, no hubo muchas pistas, así que el caso se archivó. Pero en 2010, dos exparejas del lechero le señalan como autor del crimen. Pudo haber dos cómplices, que eran los que regentaban el negocio. Para uno se despejaron las dudas, para el otro, probaron que sí, pero el caso había prescrito.

Una de las mujeres cuenta que el día de los hechos, Iñaki apareció en la casa con muchas manchas de sangre. Ella quiso llamar a la policía y él la amenazó, así que quedo en coacción desde entonces.

La defensa del acusado proclamó su inocencia alegando la falta de credibilidad de ambas testigos protegidas. Nunca fue condenado.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

La Mañana Fin de Semana

Con Ángel Correas

Reproducir
Directo La Mañana Fin de Semana

La Mañana Fin de Semana

Con Ángel Correas

Escuchar