También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
YACIMIENTOS ATAPUERCA

Terminan 22 años de trabajo en el nivel TD-10 de la Gran Dolina en Atapuerca

En la campaña de este verano finalizarán los trabajos en un nivel del yacimiento de Gran Dolina en Atapuerca, el TD-10, que es hasta ahora el más rico por la abundancia de fósiles y restos encontrados, con hasta 300.000 elementos localizados.

  • Agencia EFE

En la campaña de este verano finalizarán los trabajos en un nivel del yacimiento de Gran Dolina en Atapuerca, el TD-10, que es hasta ahora el más rico por la abundancia de fósiles y restos encontrados, con hasta 300.000 elementos localizados.

Durante una visita de los medios de comunicación a los yacimientos de Atapuerca, el coordinador de los trabajos en el TD-10, Andreu Ollé, ha afirmado que en los 22 años de excavación en ese nivel se han localizado y extraído en torno a 300.000 elementos, de los que dos terceras son de fauna y el resto herramientas de piedra o fragmentos.

El nivel TD-10 registra las últimas fases de ocupación humana del yacimiento de Gran Dolina, corresponde a una antigüedad de entre 300.000 y 500.000 años.

En ese mismo yacimiento se trabaja en este momento a una profundidad mayor, en el TD-4, donde se han documentado restos de rinocerontes, eucladoceros, bisontes y caballos, entre otros ungulados, que cayeron por la sima recién formada y que murieron en el interior de la cueva.

El coordinador de los trabajos en ese nivel, Jordi Rosell, ha explicado que entonces, carnívoros como jaguares, hienas y los antepasados de los lobos, usaron la cueva para carroñear los cadáveres.

En TD4 también se produjeron las primeras ocupaciones humanas, relacionadas con visitas esporádicas para aprovechar los cadáveres de los herbívoros caídos.

Sin embargo, entre los restos más frecuentes destacan los de un tipo de oso, el Ursus dolinensis, descrito por primera vez en Atapuerca, de los que se han encontrado restos de entre 25 y 30 ejemplares.

"Era más pequeño que el oso de las cavernas y poco más grande que un oso pardo europeo y se han encontrado ejemplares de prácticamente todas las edades, lo que abre enormes posibilidades de estudio", ha explicado Rosell a pie de yacimiento.

Uno de los codirectores de Atapuerca, Eudald Carbonell, ha precisado que al pasar del nivel TD-10 especialmente rico, se podrá avanzar más rápido y llegar en pocos años al TD-6, donde se encontraron en 1994 restos de un cráneo de hace unos 900 000 años, conocido como 'El niño de Gran Dolina'.

También en otro yacimiento emblemático de Atapuerca, en Galería, están a punto de llegar, seguramente en esta campaña, al mismo nivel en el que se han encontrado en pasadas campañas restos de homínidos, ha explicado su coordinadora, Isabel Caceres.

De hecho, los codirectores de las excavaciones creen que se entrará en una época especialmente fértil, por una parte porque se está llegando a niveles de gran interés en varios yacimientos pero también por las posibilidades que se abren con dos nuevos puntos de excavación: La Paredeja y Cueva Fantasma.

Marta Navazo, coordinadora de los trabajos en La Paredeja, ha afirmado que en solo un par de semanas han podido confirmar que el yacimiento es incluso más rico de lo que se esperaba, con abundancia de herramientas líticas en cuatro niveles que van desde hace 150.000 años hasta hace unos 30.000.

Sin embargo, Cueva Fantasma es un yacimiento aún más prometedor y seguramente el más grande en extensión de Atapuerca.

Ana Isabel Ortega, que coordina los trabajos en el nuevo yacimiento, ha explicado que se trata de una superficie de unos 80 o 90 metros por 25 de fondo y con una profundidad que aún no se puede precisar.

Los trabajos de campo continuarán en la sierra de Atapuerca con 270 investigadores durante unas dos semanas, prácticamente hasta finales de julio.

Lo más visto