COPE

El Ayuntamiento de Calahorra pide reducir al "mínimo imprescindible" la movilidad ciudadana

En los últimos siete días ha habido una acumulación de 114 positivos y una incidencia de 7,47 casos por cada 100.000 habitantes

El Ayuntamiento de Calahorra pide reducir al mínimo imprescindible la movilidad ciudadana

Carlos Cuartero

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 16:12

El Ayuntamiento de Calahorra está preocupado por la incidencia de la COVID-19 en la segunda ciudad de La Rioja. Por ello ha pedido a sus vecinos reducir la movilidad "al mínimo imprescindible", al tiempo que recomienda también lka necesidad de evitar los encuentros sociales con personas no convivientes. Además, suspende temporalmente el mercadillo semanal de los jueves para así evitar la movilidad de personas procedentes de localidades limítrofes.

La alcaldesa de Calahorra, Elisa Garrido, ha comparecido a última hora de la mañana para realizar una valoración de la incidencia de la pandemia en la ciudad. Tras una mañana intensa, de análisis de datos y, tal y como afirma el propio Consistorio en una nota, en permanente contacto con la presidencia del Gobierno de La Rioja, la consejería de Salud y la consejería de Educación, la primera edil ha confirmado que en los últimos 7 días "ha habido una acumulación de 114 casos y una incidencia de 7,47 casos por cada 100.000 habitantes".

Con esos datos, Garrido ha reconocido que "nos encontramos en una aceleración en la propagación del virus en la ciudad, por lo que la responsabilidad personal para evitar llegar a las incidencias de localidades cercanas es ahora mismo fundamental. De los casos activos en la ciudad, el 30 % de ellos corresponde al grupo de edad de personas entre 15 y 29 años. El 23 % corresponde al grupo de edad de 50 a 59 años. Esto supone que la incidencia de estos grupos de edad es aproximadamente del doble de la incidencia media de Calahorra, lo que también da una pista del ámbito en el que se producen los contagios: el ambito privado, de celebraciones o reuniones que escapan al control y a la vigilancia de las administraciones públicas".

Así las cosas, la alcaldesa ha recomendado evitar la movilidad "reduciéndola al mínimo imprescindible y evitar cualquier contacto de riesgo con personas no convivientes, en especial comidas, cenas y similares en el ámbito privado".

“De casa al trabajo y del trabajo a casa”, evitando celebraciones de cualquier tipo en las que se produzcan contactos estrechos que favorezcan la propagación del virus.

"Actualmente -según el Ayuntamiento- la ciudad es la cuarta población de La Rioja en número de casos activos por habitante, es decir, en términos relativos, y lejos de la situación que alcanzó Alfaro o que hoy viven localidades como Rincón de Soto o Aldeanueva de Ebro".

De cualquier modo, el incremento de los casos activos en los últimos 3 días ha estado por encima del 20 % y la situación del entorno es también preocupante, tanto de La Rioja como de la ribera Navarra del Ebro. "Por lo tanto, es momento de tomar acciones para evitar que la situación se descontrole".

La alcaldesa también ha querido trasladar la situación de las residencias y los centros educativos, dos ámbitos de especial preocupación. Así, ha comunicado que afortunadamente se ha realizado un cribado las 243 personas residentes en la residencia “San Lázaro”, en la residencia de “Los Manitos” y en “La Concepción” y todas ellas han dado resultado negativo.

En cuanto a los centros educativos, ha comunicado que "3 centros y en total 5 clases se han visto afectados por casos positivos pero han sido contagios producidos en el ámbito familiar. Tal y como nos ha trasladado la consejería -ha precisado la primera edil- la situación ha sido controlada y los protocolos han funcionado con celeridad".

En cuanto a la incidencia de las desafortunadamente llamadas “no fiestas”, la alcaldesa ha trasladado que relacionar este incremento únicamente con lo sucedido en esas fechas es una visión “muy limitada y poco fiel”, en la medida en que han pasado tres semanas desde el 25 de agosto y el incremento de casos lo vemos por comportamientos en el ámbito privado que han podido suceder ya en el mes de septiembre.

"Quedarnos en una visión reduccionista es hacerse trampas al solitario y no ser conscientes de que nuestro comportamiento en el ámbito privado en el que nos sentimos falsamente seguros está siendo el principal motivo de contagio. Y son estos encuentros los que hemos de evitar a toda costa en las próximas semanas", ha recomendado Garrido.

Por último, la alcaldesa ha hecho un llamamiento a toda la población calagurritana para limitar al máximo la movilidad, limitar los contactos a lo mínimo imprescindible y así conseguir entre todos ralentizar las cifras de contagios en la ciudad para no colocarnos en la situación de otras localidades que han obligado al Gobierno de La Rioja a tomar importantes medidas más contudentes. "Es trabajo de todos conseguirlo", ha concluido la alcaldesa.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo