Boletín

Teruel se prepara para la celebración de las Bodas de Isabel de Segura

El Ayuntamiento de Teruel y la Fundación Bodas de Isabel ultiman los detalles para una nueva edición de la fiesta medieval. 

Teruel emprende el viaje al SXIII

La ciudad se prepara para una nueva edición de las Bodas de Isabel de Segura

COPE.ESTERUEL

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 16:10

Sólo faltan unas horas para que Teruel emprenda el viaje al SXIII. La ciudad ultima los preparativos para las Bodas de Isabel de Segura. Ya se nota en la decoración de las calles del centro que lucen pendones y banderas, se han instalado los escenarios y otros elementos necesarios para la recreación teatral, se están montando las pantallas gigantes a través de las que se podrá seguir la recreación. Este año, por cierto, habrá dos más: en la Plaza del San Juan y en el Seminario que se suman a las de la Plaza del Torico y la calle de San Juan. Esta tarde comienza el montaje de las tabernas y desde primera hora de mañana jueves comenzará el montaje del mercado medieval y por lo tanto los cortes y los cambios de tráfico en el centro de la ciudad.

Esta es una de las las fiestas más importantes de la ciudad. No sólo por la implicación de los turolenses y su participación en la fiesta, también porque se espera la llegada de miles de visitantes. El estudio de impacto económico de las Bodas de Isabel que se publicó el año pasado cifra en 100.000 los visitantes que tiene la fiesta.

En este sentido, el concejal de Turismo, José Manuel Valmaña apunta que “siempre que salimos a una promoción de la ciudad la gente pregunta cuándo son las Bodas de Isabel”, así que está convencido de que “habrá un incremento” de visitantes a unas celebraciones que de por sí son multitudinarias.

Un total de 150 actores voluntarios darán vida a los personajes de la Leyenda de los Amantes y también a esos otros que hacen más real esa vuelta a la Edad Media. Sin duda, los grandes protagonistas son María Asensio y José Miguel Talavera. A pocas horas de meterse en la piel de Isabel, la joven actriz asegura que está “muy contenta y un poco nerviosa” y apunta que que “estos días están siendo bastante duros porque intentamos que todo salga perfecto”. Por su parte, el 'Diego' de este año añade que “tengo muchas ganas de verlo, de disfrutar, de que disfrute el público y de hacerlo lo mejor posible con la ayuda de todos nuestros compañeros”.

La historia, el desenlace siempre son los mismos, pero cada año los actores que dan interpretan a los Amantes ponen su toque especial. Así que, en esta edición, “Diego está realmente enfermo de amor, él viene muy enamorado y quiere ir a por ella” algo que se demuestra “en cada momento, en cada frase que dice, es un Diego muy visceral”, indica Talavera. María Asensio explica que “desde la Partida de Diego he intentado hacer una Isabel un poquito rebelde” a pesar de que “como mujer del SXIII tiene que seguir todas las normas establecidas”.

Las escenas en los que ellos participan son las más seguidas, pero no son las únicas; suman 16 y hay algunas nuevas como un debate medieval o se recuperan otras como la de 'Las damas de Bearn'. Además, Belén Royo, de la Fundación Bodas de Isabel asegura que habrá novedades en el vestuario de los dos protagonistas. Sin desvelar mucho porque “el vestido de la novia es el secreto mejor guardado”, Royo adelanta que las ropas que Isabel vestirá para su boda con Pedro de Azagra“será sorprendente tanto por el tocado como por los colores, siempre respetando el rigor histórico”. Aunque a veces pasa más desapercibido, también el vestuario de Diego “es una de las sorpresas de esta edición”.

Lo más