MÁLAGA

Un juzgado abre diligencias tras la denuncia por "injerencias políticas" en Urbanismo

El Juzgado de Instrucción número 8 de Málaga está analizando la documentación que ha aportado la Fiscalía

Juzgado

Redacción

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 14:47

El Juzgado de Instrucción número 8 de Málaga ha abierto diligencias previas tras recibir la denuncia de la Fiscalía por el caso de supuestas "injerencias políticas" en expedientes de infracciones urbanísticas en la urbanización Villas del Arenal. De momento, este juzgado está todavía estudiando la documentación que ha recibido. Hace una semana contábamos que la Fiscalía pedía imputar a los concejales Teresa Porras y Francisco Pomares y al gerente de Urbanismo, José Cardador, por presuntos delitos de prevaricación, tráfico de influencias, falsedad y malversación. La denuncia de la Fiscalía ya ha sido derivada a un juzgado que ahora tendrá que valorar la documentación que ha recibido y decidir si procede continuar la investigación y, en su caso, señalar a algún imputado.

El ministerio público presentó la pasada semana una denuncia, pidiendo al juzgado al que le correspondiera que la admitiera a trámite e iniciara diligencias previas para investigar los hechos y posibles delitos de prevaricación por omisión, tráfico de influencias, falsedad en documento oficial y malversación. Asimismo, el fiscal solicitaba que el juzgado tomara declaración como investigadas a las personas contra las que se dirige la denuncia, que son los ediles Francisco Pomares y Teresa Porras, y el gerente de Urbanismo, José Cardador.

El ministerio público inició unas diligencias de investigación a raíz de la denuncia presentada en primer lugar por el grupo de Ciudadanos --a la que se sumaron PSOE y Málaga para la Gente-- tras las manifestaciones de dos exjefes de urbanismo en la comisión de investigación en el Ayuntamiento sobre la tramitación de expedientes de infracciones urbanísticas en dicha urbanización. Así, estos indicaron en la comisión, y posteriormente ampliaron ante el fiscal, que la "injerencia política" comenzó con la llegada de concejal Pomares y el gerente, José Cardador, relatando que las acciones que le encomendaban hacían "sumar y dilatar tiempos" en el expediente de Villas del Arenal; aludiendo a que comenzaron a recibir instrucciones por parte de los dos anteriores y Porras sobre las resoluciones de los expedientes y a que se creó un equipo B.

Lo más