SALUD

Los afectados de cáncer piden atención psicológica para afrontar su enfermedad

No basta con los tratamientos médicos piden apoyo psicológico para hacer frente, junto a sus familias, a la enfermedad

Antonio Agudo

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 12:25

Esther Camí tiene 42 años y cáncer de mama. Desde hace tiempo sigue el tratamiento médico para intentar erradicar la enfermedad. Sin embargo Esther se queja de que el sistema sanitario actual no es capaz de prestar apoyo psicológico en momentos tan determinantes como cuando el médico te da el diagnóstico: «te quedas paralizada. Nadie te dice que va a pasar a partir de ahí y que es lo que te queda por delante a ti y a tu familia». Acompañada de su pareja, David Bello de 38 años, contó que esta es una enfermedad que «no sólo te afecta a ti. Afecta a toda la familia» y señaló que se echan de menos que existan herramientas y profesionales que presenten el apoyo necesario para enfermos y familiares para hacer frente a uno tratamientos largos y muy complicados. Así lo puso de manifestó en el encuentro 'El dolor emocional de las personas con cáncer y sus familias, ¿estamos respondiendo?' organizado por la Asociación Española contra el Cáncer en Jaén

El presidente de la AECC señaló que los «médicos debemos reorientar la vocación y no sólo curar el cuerpo». Curar cuerpo y mente ya que el cáncer es una patología que afecta al enfermo y a su entorno más cercano. Tan sólo en la provincia de Jaén hay 3227 enfermos que necesitarían atención psicológica y que apenas el 14% lo reciben. Son muy pocos los hospitales públicos brinda a estos pacientes apoyo psicológico. Una realidad que el psicooncólogo Sergio Garrido aseguró que tiene que cambiar porque este tipo de atención a los enfermos y familiares ayuda a mitigar el dolor y el proceso «en las encuestas que hemos hecho sufren mas ansiedad los familiares que los propios enfermos»

SITUACIÓN EN ANDALUCÍA

Un total de 38.604 afectados por cáncer en Andalucía necesitaron tratamiento psicológico especializado en 2018, según los datos del estudio del Observatorio del Cáncer de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC): 2.988 en Almería, 5.659 en Cádiz, 3.954 en Córdoba, 3.951 en Granada, 2.385 en Huelva, 3.227 en Jaén, 7.710 en Málaga y 8.730 en Sevilla. Durante el año pasado la AECC atendió al 14% del total de los afectados: 899 personas en Almería, 837 en Cádiz, 627 en Córdoba, 970 en Granada, 212 en Huelva, 182 en Jaén, 930 en Málaga y 637 en Sevilla. El resto o no lo recibió o fue de manera insuficiente.

EL IMPACTO PSICOLÓGICO DEL CÁNCER

Pese a los avances científicos, el cáncer sigue siendo una de las enfermedades más temidas ya que se asocia a sufrimiento y dolor de tal manera que su diagnóstico provoca un impacto psicológico en pacientes y familiares que es diferencial del impacto que provoca otras patologías.

Así, por ejemplo, cuando un diagnóstico de cáncer aparece en un núcleo familiar surgen reacciones emocionales habituales tras el diagnóstico, y especialmente durante la fase de tratamiento, como rabia, ira, ansiedad, tristeza, etcétera; además, en el 30% de los casos, los afectados desarrollarán algún tipo de trastorno psicopatológico que necesitaría tratamiento especializado. El informe expone las características del impacto psicológico del cáncer en los afectados por la enfermedad --pacientes y familiares--, las diferencias entre apoyo emocional y atención psicológica especializada, el perfil de pacientes y familiares que solicitan este tipo de atención en la AECC, la eficacia de esta y la situación de la atención psicológica especializada en el Sistema Nacional de Salud (SNS) dentro del ámbito hospitalario.

La primera "gran conclusión" mostrada en el informe es que, en España, el 94% de las comunidades autónomas o no ofrece tratamiento psicológico especializado a pacientes y familiares o es insuficiente. En cuanto a los hospitales públicos la proporción es que el 48% de ellos tampoco ofrece atención psicológica y el 52% restante, es insuficiente. Sin embargo, y según el 'Informe Necesidades No Clínicas de los Pacientes con Cáncer y Acompañantes en España: una visión multidisciplinar', presentado por la Fundación ECO y la AECC en 2018, esta necesidad no siempre está cubierta ya que solo el 21,3% de los profesionales de la oncología médica y el 31,4% de las enfermeras dicen ofrecer y derivar al servicio de atención psicológica de manera rutinaria.

Ante esta situación, la AECC cree necesario que los afectados tengan cubiertas sus necesidades de atención psicológica y que el sistema garantice, como mínimo, la evaluación de los niveles de distrés --tanto de pacientes como de familiares-- desde el primer momento del diagnóstico y el acceso a tratamiento psicológico especializado cuando lo necesiten.

Por tanto, la AECC solicita que en el proceso de atención a las personas con cáncer y sus familiares se incluya necesariamente la
medición del 'distrés' o malestar emocional como el sexto signo vital después de la temperatura, presión arterial, pulso, frecuencia respiratoria y dolor, incorporándose a la historia clínica tanto del paciente como del familiar que acompaña habitualmente a la persona enferma. Además, pide la derivación a atención psicológica especializada cuando el grado de distrés identificado indique la necesidad de este nivel de intervención, y se garantice la cobertura de la necesaria atención psicológica especializada para pacientes y familiares, bien con los recursos propios del sistema o bien integrando los recursos asistenciales que ofrecen entidades sin ánimo de lucro, como AECC.

Lo más