Mundiales Kárate

Sandra Sánchez, campeona del mundo en kata; Damián Quintero, subcampeón

Babacar Seck y el equipo femenino además logran la medalla de bronce en kumite.

EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 11 nov 2018

La karateca española Sandra Sánchez se ha coronado este sábado en Madrid campeona mundial de kata al imponerse por 3-2 en la final a la japonesa Kiyou Shimizu, ganadora en las dos anteriores ediciones.

La karateca nacida en Talavera de la Reina hace 37 años, número uno de la clasificación mundial y ganadora de la Premier League, logra su primer triunfo individual de categoría universal, que suma a sus cuatro campeonatos de Europa.



 El japonés Ryo Kiyuna sumó este sábado su tercer título mundial de katas con una victoria contundente, 5-0, sobre el español Damián Quintero en el WiZink Center de Madrid, que vibró con un kárate de alta intensidad.

Kiyuna, número uno mundial, prolongó su reinado un año más y llegará en 2020 a los Juegos de Tokio como campeón invicto desde 2014.

Quintero presentó el espectacular kata 'Chatanyara Kushanku', pero el japonés fue un rival imbatible con su condición física inigualable y su técnica sin parangón en el kárate actual. 



El español Babacar Seck consiguió este sábado la medalla de bronce en la categoría de +84 kilos de kumite de los Campeonatos del Mundo de kárate, que se están disputando en Madrid, al derrotar al portugués Filipe Reis.

El karateca zaragozano de origen senegalés, de 20 años, derrotó por 7-1 al veterano luso en el Wizink Center de Madrid y dio a la delegación española la primera medalla en estos Mundiales.

Tras un inicio equilibrado, Babacar Seck intensificó sus ataques y se aseguró la presea de bronce para culminar una competición extraordinaria para él, con un concluyente triunfo por 7-1.

En su estreno en unos Campeonatos del Mundo, el joven karateca español doblegó al chileno Rodrigo Rojas, al checo Thomas Hermann, al letón Andrejs Ozerovs y al kuwaití Yousef Mohammad. Ya en semifinales, se enfrentó con el actual número uno del mundo y campeón de Europa en 2016, el alemán Jonathan Horne.

Cayó por 5-2, pero encontró en la repesca otra posibilidad para subir al podio. No la desaprovechó y dio a la delegación española su primera medalla en estos campeonatos.

El iraní Hamoon Derafshipour dejó al español Raúl Cuerva sin medalla en los Mundiales de kárate de Madrid al derrotarle por 6-3 con un ippon en el último segundo del combate. El encuentro llegó a los 15 segundos finales con empate 3-3 y al talaverano no le quedó más remedio que lanzarse al ataque, lo que facilitó la respuesta contundente de su rival.

"No era mejor que yo. He pecado de intentar aprovechar sus errores en lugar de centrarme en mi trabajo. No estoy contento para nada con el combate, me equivoqué en la táctica. No hice para nada lo que pensaba", dijo un Cuerva muy apesadumbrado.



El equipo español femenino de kumite se hizo este sábado con la medalla de bronce en los mundiales de kárate que se disputan en Madrid, con un victoria sobre Irán.

Cristina Vizcaíno sentó las bases de la victoria con un 2-0 en el primer combate, Cristina Ferrer empató luego el suyo y Laura Palacios también superó a la karateca iraní. El equipo lo completa María Torres, que no compitió.

Las españolas mantuvieron una trayectoria intachable en la ronda de clasificación hasta que Japón se interpuso en su camino. Ferrer, Vizcaíno y Palacio ya ganaron la medalla de plata por equipos en la edición de 2016.

Lo más