El PSOE busca que Unidas Podemos claudique a sus exigencias en la reunión 'definitiva'

Los socialistas, con el apoyo de ERC y PNV garantizado, han elevado la presión sobre Podemos para que acepte su propuesta de 'cargos de primera línea'

El PSOE eleva la presión sobre Unidas Podemos a pocas horas de la reunión definitiva

 

AgenciasCOPE.es

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 04:58

El tiempo corre hacia el 23 de septiembre, día en que acaba el plazo constitucional antes de la disolución de las Cortes y la convocatoria de comicios, y en el tablero de apuestas políticas se mantiene al alza la opción de que haya que volver a las urnas. El PSOE y Unidas Podemos se reúnen este jueves, a las 16:30 horas, en dependencias del Congreso, precisamente, para intentar evitarlo, o eso trasladan públicamente.

Todo parece indicar que la presión va a recaer sobre los morados, más aún, después de que el PNV y ERC hayan anunciado públicamente su disposición a no bloquear la investidura de Pedro Sánchez. Son movimientos dentro de una partida de ajedrez en la que tanto interlocutores de los negociadores socialistas como dirigentes del partido creen que la repetición electoral es la opción más probable.

Las posiciones de los dos partidos parecen no avanzar y siguen enrocados en sus exigencias iniciales. Aún así, el secretario de organización y ministro de Fomento, José Luis Ábalos, consideraba ayer "una buena respuesta" que Unidas Podemos acuda a la reunión prevista para este jueves, y en consecuencia, se ha mostrado "esperanzado".

Sin embargo, estos llamamientos a la distensión y al optimismo han chocado con las impresiones de varios mandatarios políticos, empezando por los representantes de Unidas Podemos. La portavoz adjunta del grupo parlamentario, Ione Belarra, ha asegurado que la formación de un Gobierno de coalición sigue siendo una condición indispensable para que la negociación llegue a buen puerto, y aunque ha reiterado que en su organización están estudiando el documento de Sánchez cara a la reunión de mañana, hay en él "retrocesos evidentes". Ha lamentado, además, que "se parezca a un programa electoral".

Posición del PSOE

El PSOE busca un acuerdo con Unidas Podemos que vaya más allá de la investidura y garantice la formación de un Gobierno estable, de manera que los socialistas no se conformarán con que los de Pablo Iglesias se comprometan a votar a favor en una nueva investidura de Pedro Sánchez.

De ahí la razón de ser de la última oferta lanzada por Sánchez con 370 medidas que se comprometería a llevar a cabo si consiguiese formar gobierno, muchas de las cuales son leyes que necesitarían el aval del Parlamento.

Si la formación morada accediera a dar el visto bueno a ese documento, los socialistas tendrían las garantías que buscan de que el apoyo de los de Iglesias no se limitaría a permitirles superar la investidura, sino que les brindarían un apoyo parlamentario que aseguraría la estabilidad del Ejecutivo.

Sólo con un acuerdo de este tipo con Unidas Podemos el líder del PSOE se presentaría a una segunda investidura. Desde la formación socialista se viene subrayando en los últimos tiempos que, antes que conformar un gobierno de coalición con Podemos que se viera abocado a convocar elecciones al poco tiempo, es preferible ir a elecciones ahora.

Posición de Unidas Podemos

Desde Unidas Podemos enfocan la reunión "sin líneas rojas", pero insistirán en su defensa del Gobierno de coalición y no descartan que los socialistas prefieran elecciones. Es más, consideran que el acto de Pedro Sánchez presentando su 'Propuesta Abierta para un Programa Común Progresista' ya parecía "un acto de precampaña".

De esta manera, los morados mantienen la premisa de que para que Sánchez sea investido, Unidas Podemos debe entrar en el Consejo de Ministros, y adelantan que sería una irresponsabilidad por parte de los socialistas llevar a España a una repetición electoral.

Fuentes del equipo negociador de Unidas Podemos sospechan que en el PSOE "ya han decidido ir a elecciones", pero prefieren ser 'prudentes' y y aseguran que no van a tirar la toalla y que negociarán para evitar esos nuevos comicios.

No obstante, recuerdan que la posición del grupo es la de llegar a un acuerdo integral de Gobierno con el PSOE, e irán a la reunión con la intención de trabajar en ello. Y esto pese a que la sensación reinante en el grupo es la de que con la presentación del documento del PSOE, han escenificado lo que podría ser el primer acto de la campaña electoral.

En este sentido, señalan que si bien siguen estudiando la propuesta del PSOE, la primera impresión es la de que tras esas 370 medidas del PSOE, hay una pretensión por parte de los de Sánchez de ofrecer una suerte de "mix" con un marco "versátil" que les permita gobernar con Ciudadanos o con quien fuere.

Las 370 medidas

El Partido Socialista publicó este martes una lista de 370 medidas con las que pretende seducir a Unidas Podemos y facilitar un acuerdo de investidura. Entre estas medidas, hay ciertos puntos que se centran en atacar a la Iglesia, y de las que se habla de lo que llaman "segregación educativa por razón de sexo", es decir, de la educación diferenciada, entre otras cosas.

Esta vez, no se menciona la asignatura de religión -a pesar de que Podemos sí que lo hiciera en su propuesta- pero sí que se menciona la educación diferenciada. Concretamente en el punto número 81, el PSOE asegura que "impediremos la segregación educativa por razón de sexo en los centros sostenidos con fondos públicos, mediante las modificaciones normativas que sean necesarias".

  • El PSOE propone entre sus medidas impulsar "la formación de los profesores y promoveremos nuevas formas de educar, con perspectiva de género, evitando estereotipos sexistas y fomentando el conocimiento de referentes femeninos". Y no se olvidan de potenciar "la educación afectivo-sexual dentro del sistema educativo, conforme a un enfoque de derechos, de igualdad y libertad".

  • La educación diferenciada: Este modelo de educación está presente en todo el mundo -no solo en España-, como por ejemplo en Reino Unido. Según un informe de CONFAPA del año 2012, 81 escuelas de las 100 con mejores resultados del país practican la educación diferenciada. En Alemania, Estados Unidos o Japón -uno de los países con mejores resultados en el informe PISA de educación- no solo tienen implantada la educación diferenciada en muchos colegios, sino que también se hace en centros con financiación pública. 

  • Bienes de la Iglesia: Pero las propuestas del PSOE para formar gobierno que incumben a la Iglesia no terminan aquí. El partido de Pedro Sánchez asegura en el punto 222 que "recuperaremos los bienes matriculados indebidamente por la Iglesia y llevaremos a cabo una revisión de las operaciones que se han basado en el privilegio de inscribir en el Registro de la Propiedad bienes a partir de simples declaraciones de sus propios miembros".

  • Defensa de la libertad religiosa: Eso sí, diez puntos más abajo, en el punto 232 proponen aprobar una "Ley sobre Libertad de Conciencia", favoreciendo "el estudio de la incidencia de la intolerancia religiosa, así como un seguimiento de su evolución, estableciendo medidas para su prevención y erradicación".Además en la medida 324 quieren promover "medidas de igualdad de trato y contra todo tipo de discriminación (por orientación sexual, identidad de género, raza, religión, etc.) en la UE, para que la Unión sea un referente en este ámbito".

  • No a los vientres de alquiler: Respecto a los vientres de alquiler, el partido socialista es claro: "Decimos NO a los vientres de alquiler. La explotación reproductiva está prohibida en nuestra legislación, en coherencia con las recomendaciones del Parlamento Europeo. Los vientres de alquiler socavan los derechos de las mujeres, especialmente de las más vulnerables, mercantilizando sus cuerpos y sus funciones reproductivas. Y por eso, actuaremos frente a las agencias que ofrecen esta práctica a sabiendas de que está prohibida en nuestro país".

Lo más