Boletín

Los investigadores han recuperado 6,3 millones de euros que Zaplana tenía en Suiza

El juzgado ha librado una orden para que le sean transferidos esos fondos, de modo que Zaplana no pueda acceder a ellos.

La jueza deja en libertad a Eduardo Zaplana

MORELL

Agencias

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 15:36

La titular del Juzgado de Instrucción número 8 de Valencia y la Fiscalía Anticorrupción de Valencia, en colaboración con la Guardia Civil, han logrado recuperar 6,3 millones de euros que el expresident de la Generalitat y exministro de Trabajo, Eduardo Zaplana, tenía en una entidad bancaria de Suiza.

Según han confirmado a EFE fuentes judiciales, el juzgado ya ha librado una orden para que le sean transferidos esos fondos, de modo que se hará imposible que ni Zaplana ni los otros dos detenidos -el abogado Francisco Grau y el exdirectivo de Terra Mítica, Joaquín Barceló, ambos puestos en libertad- puedan acceder a ellos.

Las mismas fuentes han indicado que existen indicios de que la mayor parte (90 %) de estos 6,3 millones de euros pertenecen a Zaplana, mientras que el resto sería de Barceló y Grau.

Ni Zaplana ni los otros dos detenidos deberán hacer frente a ninguna fianza para salir de prisión, aunque sí estarán obligados a entregar sus pasaportes en el juzgado antes de recuperar la libertad, además de comparecer una vez a la semana en el juzgado de guardia más próximo a su domicilio.

En el caso Erial, el juzgado de Instrucción número 8 de Valencia investiga, entre otras actuaciones, el presunto cobro de comisiones derivadas de la concesión de las Inspecciones Técnicas de Vehículos (ITV), realizadas en 1997 durante la gestión de Zaplana al frente de la Generalitat, y del Plan Eólico de la Comunidad Valenciana, puesto en marcha en 2003.

Además de Zaplana, Grau y Barceló, en la causa constan como investigados el ex director general de la Policía y expresidente de Les Corts Juan Cotino; la mujer de Zaplana, Rosa Barceló, y la secretaria personal del expresident, Mitsuko Henríquez.

Sobre todos ellos pesan acusaciones de blanqueo de capitales, cohecho, prevaricación, malversación de caudales públicos, tráfico de influencias, fraude en la contratación, delito fiscal, falsedad documental, asociación ilícita para delinquir y pertenencia a un grupo criminal.

En al auto del pasado mayo en el que la titular del Juzgado de Instrucción número 8 de Valencia ordenó el ingreso en prisión de Zaplana se hacía referencia al supuesto cobro de más de 6 millones de euros en concepto de comisiones de las empresas de la familia Cotino, dos de cuyos miembros, los empresarios José y Vicente, también fueron detenidos aunque puestos en libertad con medidas cautelares.

Estos fondos, al parecer, habrían tratado de ser reintroducidos en España, desde sociedades de Uruguay, Panamá, Luxemburgo y Andorra.

En el proceso para la recuperación de los 6,3 millones de euros, tanto la jueza instructora como uno de los fiscales anticorrupción han librado comisiones rogatorias a los citados países y han participado presencialmente en registros, algunos de los cuales, al menos los realizados en Urguay, fueron noticia en varios medios de comunicación de este país.

Eduardo Zaplana fue detenido el pasado 24 de mayo y remitido posteriormente a prisión preventiva en el penal de Picassent (Valencia), si bien desde el pasado 18 de diciembre se encuentra ingresado en el Hospital La Fe de Valencia debido a complicaciones derivadas de la leucemia que sufre y por la que fue trasplantado de médula en 2015.

Fuentes sanitarias consultadas por EFE han informado hoy de que todavía no se ha preparado la documentación necesaria para conceder el alta a Zaplana, que tiene pendientes varias pruebas médicas y que, en consecuencia, seguirá ingresado.

La portavoz del PP en el Congreso, Dolors Montserrat, ha expresado este jueves su "satisfacción" por la puesta en libertad provisional de Eduardo Zaplana, si bien ha puntualizado que es una decisión "tardía". 

Etiquetas

Lo más