La Diputación de Valencia acuerda el cierre "ordenado" de Divalterra

Amigó, de Compromís, ha transmitido un "mensaje de tranquilidad" a los trabajadores de la empresa pública 

La Diputación de Valencia acuerda el cierre ordenado de Divalterra

 

AGENCIAS

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 19:26

El equipo de gobierno de la Diputación de Valencia ha acordado este lunes el cierre "ordenado" de la empresa pública Divalterra, la antigua Imelsa, "respetando los derechos" de sus más de 700 trabajadores y "con todas las garantías jurídicas".

Así lo ha anunciado la presidenta en funciones de la corporación provincial, Maria Josep Amigó, tras la reunión del equipo de gobierno en la que se ha convocado para mañana la Junta de portavoces en la que se pondrá fecha a los plenos para sustituir a Jorge Rodríguez en la presidencia. Aunque el anuncio del cierre de Divalterra se produce tras la investigación judicial abierta por posible prevaricación y malversación en la contratación de altos cargos en esa empresa pública, Amigó ha destacado que formaba parte de la "hoja de ruta" asumida en 2015 de ir vaciándola de competencias y no es algo que planteen ahora "de nuevas".

Amigó, de Compromís, ha transmitido un "mensaje de tranquilidad" a los trabajadores de Divalterra, ya que según ha asegurado sus derechos "nunca serán vulnerados" y están "por encima de cualquier cosa". Sobre el futuro de los trabajadores, ha explicado que la primera finalidad es que puedan ser brigadistas de la Diputación, por lo que se va a estudiar si técnicamente se puede asumir como una competencia de la Corporación, y si no se analizará si se pueden transferir las tareas que hacen los brigadistas a la Generalitat u otra Administración.

No ha precisado los plazos para ese cierre, ya que según ha dicho sería "una inconsciencia", pues dependerá de los informes técnicos y jurídicos que se van a elaborar al respecto, en los que se determinará cómo proceder al vaciado "ordenado" de competencias de Divalterra. Se trata de un "cierre ordenado porque no podemos ir a las bravas", ha manifestado Amigó, quien ha insistido en que se van a poner "ya" a estudiar "jurídica y técnicamente cómo se puede hacer". Divalterra cuenta actualmente con unos 700 trabajadores y nació para la gestión forestal y las iniciativas de empleo local y rural en la provincia de Valencia.

Amigó ha adelantado que en la Junta de portavoces de mañana se pondrá fecha también para la junta y el consejo de administración de Divalterra, en el cual cesarán tanto los cogerentes (una de Compromís y otro del PSPV) como el secretario de la empresa pública. Los tres están investigados por el juzgado que instruye la causa abierta tras la operación Alquería. La Junta de portavoces pondrá también fecha al pleno en el que se aceptará la renuncia de Jorge Rodríguez -suspendido de militancia en el PSOE tras ser investigado por prevaricación y malversación- como presidente de la Corporación, que será esta misma semana, momento en el que cesarán sus asesores y también se pondrá en marcha el mecanismo para sustituirle.

Ha precisado que el socialista Toni Gaspar ha anunciado en la reunión de este lunes su intención de ser candidato a la presidencia de la Diputación -en el pleno que previsiblemente se celebrará la próxima semana- y que el resto de grupo del equipo de gobierno no presentará candidato y le apoyará. La presidenta de la Diputación en funciones ha insistido en que la intención del equipo de gobierno es seguir en el camino iniciado al inicio de la legislatura, de acabar "con el clientelismo" y con los convenios singulares, y de colaborar con instituciones como la Generalitat. 

Lo más