Así es Budó, la polémica portavoz del gobierno catalán que jugaba de pequeña con los hijos de Pujol

Próxima a Puigdemont y Turull, forma parte del denominado Consell per la República

Así es Budó, la polémica portavoz del gobierno catalán que jugaba de pequeña con los hijos de Pujol

Andreu Dalmau

COPE.ES / AGENCIAS

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 12 jun 2019

La portavoz del Govern, Meritxell Budó, abrió este martes una polémica por el protocolo a seguir con las preguntas en castellano durante la rueda de prensa posterior a la reunión del gobierno catalán, al negarse a responder en castellano preguntas que antes no se hubieran formulado en catalán. Habitualmente, en las ruedas de prensa institucionales hay un primer turno de preguntas en catalán y, en el tramo final de la comparecencia, se pasa al castellano para repetir las ideas más importantes o formular otras preguntas en este idioma. La polémica surgió cuando, después de que una periodista hiciera una pregunta en castellano que antes no se había formulado en catalán, Budó respondió: "En el turno de las preguntas en castellano lo que se hace habitualmente en esta sala es explicar y repetir lo que antes se ha preguntado en catalán, no hacer dos ruedas de prensa paralelas".  Y continuó: "Les pediría que en el turno de preguntas en castellano se limiten a lo que se ha preguntado en catalán y, en cualquier caso, si quieren hacer otro tipo de consideraciones las hacen primero en catalán y después lo repetimos".

 Esta respuesta provocó malestar entre los periodistas presentes, algunos de los cuales tomaron la palabra para replicar a la portavoz que no hay ninguna tradición por la cual las preguntas en castellano solo sirvan para repetir lo antes dicho en catalán. Meritxell Budó acabó respondiendo.

La polémica protagonizada este martes por la portavoz del Govern es la segunda en apenas unos días. Hace una semana, Budó se metió en un jardín al insistir una y otra vez en afirmar que "el independentismo gana en Barcelona". De nada sirvió que una periodista de Antena 3 le planteara la dura realidad de los números: que las fuerzas independentistas han pasado de tener 18 concejales a 15 de los 41 que tiene el pleno del Ayuntamiento de Barcelona. 

Budó (Barcelona, 1969) ha estado siempre muy ligada al independentismo. Próxima a Puigdemont y Turull, fue durante ocho años alcaldesa de la Garriga, localidad en la que reside desde pequeña.  Es licenciada en Farmacia, se afilió a Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) en 2002 y fue candidata de JxCat en las elecciones del 21 de diciembre de 2017, aunque no llegó a entrar en el Parlament al ir como número 32 en la lista. 

Budó ha contribuido especialmente a poner en marcha la Crida Nacional per la República y desde 2011 preside el Fondo Catalán de Cooperación, una organización formada por localidades catalanas que destinan parte de su presupuesto a acciones solidarias en países pobres. Budó también es vicepresidenta de la Diputació de Barcelona, ​​miembro del Consell Comarcal del Vallès Oriental, así como del Consell per la República.  “Recuerdo ir de pequeña a los congresos de CDC y estar allí jugando con los hijos del entonces president Jordi Pujol y de otros dirigentes, mientras los padres hacían política”, señalaba en unas declaraciones al diario "La Vanguardia". 

El 24 de marzo del 2019 fue nombrada Consejera de la Presidencia y portavoz del Govern de la Generalitat de Cataluña en sustitución de Elsa Artadi. Su principal valedor para acceder a su nuevo cargo fye Jordi Turull, con quien mantiene una amistad de años. También forma parte del círculo de confianza de Puigdemont y se ha reunido varias veces con él en Waterloo. 

Lo más