COPE

La Bolsa pierde algo más de un 15 por ciento en el conjunto de este “annus horribilis” 2020

El índice Ibex 35 ha tenido un mal día para cerrar un mal año. Ha bajado un 0,99 por ciento, hasta 8.073 puntos

Vídeo

Bolsa de Madrid

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 03 ene 2021

La Bolsa española ha operado hoy con horario reducido. Las operaciones han terminado a las dos de la tarde. Las plazas financieras de Alemania e Italia ni siquiera han abierto sus puertas, quizá con buen criterio mañana, viernes día 1 de enero, es festivo en todos los mercados mundiales.

El índice Ibex 35 ha tenido un mal día para cerrar un mal año. Ha bajado un 0,99 por ciento, hasta 8.073 puntos. La semana y el mes de diciembre han mostrado un balance casi plano. El año se salda con una caída del 15,45 por ciento, una pérdida que habrá que darla por buena porque a finales de octubre el desplome superaba el 30 por ciento. El año ha sido especialmente negativo para la aerolínea IAG y el Banco Sabadell, que han perdido más de un 60 por ciento, también para el Santander, que ha perdido un 28 por ciento, y para Telefónica, que se ha dejado en este año aciago más de un 40 por ciento... y eso que todos estos títulos cierran diciembre muy por encima de sus mínimos anuales. Por el contrario, Solaria, Siemens Gamesa, PharmaMar o Iberdrola han cerrado el año con subidas de importancia. Entre los valores más pequeños, han desctacado las subidas verticales de Fluidra y laboratorios Rovi.

Varias Bolsas han conseguido sobrevivir a este “annus horribilis”. Este año el índice Dow Jones de valores industriales de la Bolsa de Nueva York ha subido un 7 por ciento. El Nasdaq de tecnológicas ha ganado más de un 40 por ciento y un 15 por ciento ha subido el S&P 500. Todos han marcado máximos históricos en las últimas horas. Son resultados admirables para lo complicado que ha sido este ejercicio. El índice Dax de la Bolsa de Fráncfort ha subido cerca de un 4 por ciento, año, mientras la Bolsa de Londres, en el año del Brexit, ha perdido un 14 por ciento. La Bolsa de Tokio ha subido este año un 16 por ciento y ha alcanzado su nivel más alto de los últimos 30 años. Dentro de casa, la Bolsa española está muy lejos de sus récords históricos, que se sitúan por encima de los 16.000 puntos. Para alcanzarlos, por tanto, el Ibex tiene que doblar sus niveles actuales.

En los demás mercados, este año ha subido con fuerza el euro. Ha pasado de 1,12 a 1,22 dólares. Se ha revalorizado el oro. Ha subido de 1.500 a 1.900 dólares por onza. Ha bajado el petróleo. Ha caído de 65 a 50 dólares por barril. Y se ha reducido la rentabilidad de los bonos españoles a diez años, desde el 0,5 por ciento hasta rozar el cero por ciento. Incluso en algún momento ha estado en negativo.
Los analistas aseguran que la Bolsa subirá en los próximos meses, entre otras consideraciones por una que resulta especialmente demoledora. Simplemente no existe alternativa de inversión. Con el precio del dinero prácticamente en el cero por ciento en medio mundo, con rendimientos negativos en los bonos de muchos de los grandes países, y con los bancos centrales inyectando dinero en cantidades industriales, no hay vuelta de hoja. Los analistas creen mayoritariamente que las Bolsas seguirán subiendo, a pesar de que los precios no están objetivamente bajos en relación con los resultados empresariales y con otros multiplicadores. De momento, hay luz verde para los mercados. Al menos durante unos meses.

Los analistas de GVG Gaesco esperan una clara recuperación de la actividad económica el año que viene. Aconsejan sobreponderar renta variable sobre otros activos y recomiendan invertir en 2021 en empresas de automoción, viajes y bancos. Los expertos de Goldman Sachs consideran que existe un elevado riesgo de corrección en Wall Street en el corto plazo. También los expertos de JP Morgan advierten de que el mercado está dibujando un techo de corto plazo, aunque mantienen sus previsiones positivas para el próximo ejercicio.

Una encuesta realizada por la cadena CNBC entre inversores y analistas muestra a los valores cíclicos como favoritos para el año 21 ya que se beneficiarán por la mejora de la economía tras la pandemia. Se mencionan empresas como Exxon Mobil, Chevron, Boeing, Visa o Disney. Las empresas tecnológicas quedan en un segundo plano es esta encuesta. Los expertos consultados prefieren los mercados emergentes a los desarrollados para el año venidero. Además, los profesionales del sector apuestan por empresas de pequeña capitalización frente a las más grandes y creen que las compañías que generan valor tendrán mejor comportamiento que las de crecimiento.

Los analistas del banco suizo UBS pronostican que las acciones de los países emergentes serán las más rentables en un horizonte a quince años vista, con una media de crecimiento del 9 por ciento anual. En los 15 años anteriores la revalorización ha sido de la mitad, pero UBS considera que ahora el futuro es más prometedor por el mayor potencial de su productividad. Las acciones de Estados Unidos y la zona euro, según UBS, tienen un potencial de rentabilidad del 7 por ciento anual en los próximos tres lustros. Morgan Stanley cree que las vacunas beneficiarán sobre todo a las acciones de empresas europeas en 2021. Esperan un fuerte aumento del beneficio por acción en los próximos meses.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo El Partidazo de COPE

El Partidazo de COPE

Con Juanma Castaño

Escuchar