• DIRECTO

    La Tarde

    Pilar Cisneros y Fernando de Haro

Esta fue la primera línea telefónica entre ciudades

El 18 de octubre de 1892, una década después de la invención de Antonio Meucci se producía este hito

La primera línea telefónica entre ciudades

 

Redactor de COPE

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 07:51

Tal día como hoy, un 18 de octubre de 1892, se producía un hito en Estados Unidos con la inauguración de la primera línea telefónica interurbana entre ciudades. Una línea que conectaba dos ciudades norteamericanas situadas a 1270 kilómetros de distancia, la ciudad que nunca duerme y la ciudad del viento, Nueva York y Chicago.

Ciento veintisiete años después, en pleno S. XXI, es casi imposible pensar en sobrevivir sin nuestro teléfono móvil, una herramienta que facilita nuestro trabajo día a día que, unida a la tecnología actual nos permite comunicarnos al instante con cualquier persona en cualquier lugar del mundo.

El teléfono en sus inicios

La realidad era totalmente diferente en 1876 cuando Alexander Graham Bell y su asistente Thomas Watson, que se encontraba en una habitación contigua, realizaron la primera llamada de teléfono de la historia. Es a partir de este momento cuando se empezaron a introducir mejoras como el micrófono de carbono que ayudaron a incrementar tanto la potencia como el alcance de la comunicación hasta el punto de que 16 años más tarde se inauguró la primera línea telefónica interurbana entre ciudades.

El inventor del teléfono

Desde pequeños siempre nos habían contado que Alexander Graham Bell fue el inventor del teléfono. No obstante, el 11 de junio de 2002 debido a investigaciones que demostraban que Graham Bell disponía de contactos dentro de la oficina de patentes y también varios acuerdos de sobornos, el Congreso de los EE.UU a través del Boletín Oficial de la Cámara de Representantes de los Estados Unidos atribuyó al italoestadounidense, Antonio Meucci, la invención del teléfono.

El órgano bicameral lo anunció en su resolución número 269, documento en el que honra la vida y el trabajo del inventor, además de demostrar que su invento se dio en 1860.