COPE

Leningrado, la ciudad que resistió a la Alemania de Adolf Hitler durante más de dos años

Tal día como hoy, un 27 de enero de 1944, llegaba a su fin la Batalla de Leningrado 872 días después

Leningrado, la ciudad que resistió a la Alemania de Adolf Hitler durante más de dos años

 

Redactor de COPE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 10:47

Junio de 1941. Nos encontramos en plena Segunda Guerra Mundial. La Alemania nazi de Adolf Hitler había aplastado a Francia mediante la famosa táctica militar conocida como Blitzkrieg (guerra relámpago), que consistía en bombardear al enemigo para acto seguido hacer uso de fuerzas móviles que mediante su velocidad sorprendían al adversario que, incapaz de reorganizarse, no podía realizar una defensa coherente. Los territorios franceses fueron ocupados y los países que entrañaban cierto peligro para Alemania y sus intereses, Gran Bretaña y Estados Unidos, se encontraban al otro lado de las costas francesas.

Está situación le brindó a Hitler la oportunidad de poder llevar a cabo uno de sus grandes deseos, el de extender los territorios alemanes hacia oriente. Una acción que significaba enfrentarse a la Unión Soviética y deshacer el famoso pacto Ribbentrop- Mólotov, un tratado de no agresión firmado por ambas partes de forma secreta el 23 de agosto de 1939 y en el que las dos potencias se repartían Polonia. Para ello, Adolf Hitler inició la Operación Barbarroja, una de las mayores operaciones de la Segunda Guerra Mundial, un plan con el que pretendió invadir los territorios soviéticos.

El avance de las tropas alemanas fue imparable. La Wehrmacht tomó rápidamente varias de las principales ciudades de la Unión Soviética. Entre ellas se encontraban ciudades como MinskJárkov kiev. En un par de meses las fuerzas del Eje ya se encontraban a las puertas de ciudades como LeningradoStalingrado Moscú.

Los altos mandos nazis estaban tan convencidos de la victoria sobre Stalin que esperaban volver a casa por Navidad pero la realidad fue muy diferente. El ejército nazi se vio derrotado en la conocida Batalla de Moscú mientras que en importantes ciudades soviéticas de la época, Leningrado, la actual ciudad de San Petersburgo, y Stalingrado, ahora conocida como Volgogrado, las aspiraciones de Hitler se vieron drásticamente frenadas. Dos ciudades que la Alemania nazi nunca pudo ocupar por completo.

La batalla de Leningrado

A principios de septiembre de 1941, la Wehrmacht ya avistaba la ciudad de Leningrado. Ante la llegada de las tropas alemanas la ciudad se preparó para el ataque bajo la dirección de Gueorgui Zhúkov. Toda la población colaboró en la defensa, desde los soldados hasta los ancianos, las mujeres y los niños.

Los alemanes rodearon a los soviéticos, impidiendo de esta forma la salida de cualquier habitante de la ciudad. El 12 de septiembre las tropas soviéticas hicieron un recuento de todas las reservas de alimentos. Apenas llegaban para mes y medio, muy lejos de los 872 días que la ciudad resistió al bloqueo alemán.

La vida en la ciudad fue realmente dura. Continuos bombardeos, inexistencia de electricidad, falta de alimentos que llevaron a parte de la población a recurrir al canibalismo y a todo esto había que añadirle el duro frío del invierno ruso. El primer invierno se estima que murieron casi medio millón de personas. 

Los soviéticos intentaron numerosas veces romper el cerco alemán. En 1942 uno de esos intentos acabó con 50.000 soldados del segundo ejército de choque soviético hechos prisioneros. En 1943 las tropas soviéticas lograban romper el cerco aunque la ciudad de Leningrado no fue liberada hasta el 27 de enero de 1944, después de que los alemanes emprendiesen la retirada. Una ciudad en la que se cree que murieron más de 1.200.000 personas, la mayoría de ellas de hambre.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Poniendo las Calles

Poniendo las Calles

Con "El Pulpo"

Escuchar