También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
'EL ALBERO'

Javier Cortés: "El aficionado de Madrid me quiere ver y sé que me está esperando"

El diestro madrileño habló en COPE del desprendimiento de retina que le hizo dar por finalizada su temporada 2016 en agosto y de sus planes para este año.
Javier Cortés con la oreja que cortó la pasada temporada...
Javier Cortés con la oreja que cortó la pasada temporada en la plaza francesa de Saint Martin de Crau. MIKAEL FORTES

El 2016 fue un año con sabor agridulce para Javier Cortés. Recluído en su exilio francés y sin contratos en España, durante el mes de agosto sufría un desprendimiento de retina que le obligaba a pasar por el quirófano y decir adiós a la temporada. Sin embargo, el año acabó con mejores noticias ya que en diciembre pudo volver a ponerse delante de un animal bravo y comprobar que la recuperación del ojo iba por muy buen camino.Javier pasó esta semana por El Albero y rememoró que "han sido meses complicados recuperaándome de la lesión. Aunque no estoy al cien por cien, por lo menos he podido entrenar y torear en el campo. Lo necesitaba interiormente y para estar preparado para esta temporada".Un desprendimiento de retina que llegó "después de un tentadero en casa de Pedro Trapote", recordaba Javier. "Me noté que estaba perdiendo visión. Me acerqué al hospital y ya me dijeron lo que me pasaba y eso que en ese tentadero no tuve ningún golpe. Me dijeron que podía ser de alguno sufrido hacía algún tiempo".Esta lesión ocular, tras la intervención quirúrgica, requiere mucho reposo. "Eso es lo peor, de estar activo y no parar en casa entrenando o en el campo pasé a estar totalmente parado. Cuando me operaron me dijeron que para quedar bien debería guardar un reposo constante. He estado un mes y medio sin moverme, boca abajo. Se pasa mal".Sin embargo, antes de que sonasen las doce campanadas que dan paso al nuevo año, Javier Cortés pudo volver a tentar en ganaderías como Juan Pedro Domecq, Manolo González o Barcial y además, con buenas sensaciones. "Todo este tiempo que he estado parado, he estado dándole vueltas a mi tauromaquia. Me ha venido bien porque cuando he vuelto al campo he saboreado todo mucho más. Ahora estoy pletórico".El año pasado, antes de la lesión, Javier había trenzado tres paseíllos y los tres en ruedos franceses. Una tierra a la que "estoy muy agradecido y donde estamos luchando para poder volver, empezar a torear pronto allí, que es donde me han valorado mucho. Pero por supuesto también quiero volver a España".De la mano de Manolo Campuzano, la intención y la meta de Javier Cortés pasa por volver este año a torear en la plaza de Las Ventas, donde confirmó su alternativa en 2010. "Uno siempre sueña con ir a todas las ferias. Pero ahora hay que pasar por Madrid para ello. Madrid ha sido mi plaza como novillero, he disfrutado mucho y he cuajado grandes tardes. Espero que se repita como matador de toros y si es este año, mucho mejor".Y es que el nombre de Javier Cortés es uno de los que más se repiten en boca de los aficionados de Madrid. "Gracias a Dios, una de las cosas que más me han motivado en estos últimos años ha sido que el aficionado de Madrid me quiere ver y sé que me está esperando. Eso me motiva para seguir luchando, para seguir ilusionádome con mi tauromaquia...", finalizó el torero madrileño.

Lo más visto