Boletín

SANTORAL 13 AGOSTO

La santa que eligió la consagración e impulsó el Corpus Christi en Alemania

Santa Gertrudis es hija de Santa isabel de Hungría y siempre estuvo a la vera del Convento, siendo abadesa a los 22 años

ctv-rjt-santa-gertrudis
Jesús Luis Sacristán

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 13 ago 2019

El buen ejemplo de los padres sin duda cunde sobre los hijos. La orientación de ellos marca para seguir la senda de sus huellas y de su forma de proceder. Ya dice el refrán que "De tal palo tal astilla". Así le pasó a la santa de este día, porque hoy la Iglesia nos presenta a Santa Gertrudis. Su venida a este mundo tiene lugar en un ambiente noble repleto de santidad.

Hija de Santa Isabel de Hungría, en el año 1227 su padre ya había fallecido, pero poco antes de morir había acordado con su esposa ofrecer a esta hija para la vida contemplativa. El guía espiritual de Santa Isabel le dio las razones por las cuales la promesa era preciso cumplirla en el menor tiempo posible, eso sí, asegurando que la educación espiritual y humana estuviese plenamente asegurada. Por eso, a los dos años, Gertrudis es llevada a la abadía Premostratense de Altenberg.

Cuando alcanza la mayoría de edad, Gertrudis es preguntada y se reafirma en lo consagración que eligieron sus padres para ella, siendo elegida muy joven abadesa, concretamente a la edad de 22 años. Con los bienes heredados, no se despojó de ellos, sino que los utilizó para llevar a cabo obras de misericordia. Por ello construyó una Iglesia para el Monasterio (que estaba necesitado de un Templo) y albergues para los pobres siguiendo el ejemplo de su madre.

Siempre apoyó a los cristianos en dificultades. Su oración desde el amor a Dios y al prójimo era la mejor arma para conseguir la ayuda de la Providencia Divina en todo momento. Tiene honda devoción al Santísimo Sacramento por lo que es considerada la introductora de la celebración del Corpus Christi en Alemania. Santa Gertrudis muere el año 1297 en Germania.

Lo más