COPE

Ricky Merino: "Quiero ir a Eurovisión, pero me da mucho respeto"

El cantante mallorquín colma sus pretensiones eurovisivas con una espectacular colaboración con Conchita Wurst

Audio

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 06 dic 2020

Ricky Merino siempre quiso ir a Eurovisión. La noche de San Juan previa a su participación en "Operación Triunfo 2017" pidió como deseo participar en el festival. El destino quiso que el cantante mallorquín acabara acudiendo a Lisboa 2018... aunque como parte del equipo de enviados especiales de TVE en el año de Amaia y Alfred.

La flema eurovisiva de Ricky Merino está tres años más calmada. Está ahí y siempre será una meta, pero el miedo a las críticas y la responsabilidad que conlleva le han apartado momentáneamente de ese sueño. El deseo ha quedado colmado, además, con una de las grandes sorpresas del otoño musical: un dueto con Conchita Wurst, ganador de Eurovisión 2014 con el tema "Rise like a Phoenix". Un extremo que confirma Conchita: "No sabía mucho de él, siendo honestos. Cuando me llegó la propuesta para hacer el dúo me metí en google, vi sus fotos y dije: 'Sí, definitivamente voy a hacer este dueto con él'", confiesa.

De esta combinación de fuerzas nace una versión cuidada y experimental del clásico "Smalltown Boy" de los británicos Bronski Beat. La canción grabada entre España y Austria, producida por Juan Sueiro, es una versión actualizada con toques pop y sonidos europeos en la que ambos artistas muestran conexión con sus voces, denotando además nuevos rangos vocales.

Como eurofan, para Ricky Merino es todo un sueño haber podido firmar esta colaboración. "Yo me acuerdo de ver cuando Tom (Conchita) ganó el concurso y me parece surrealista tener un tema juntos. Y la verdad es que no me costó convencerle nada, dijo que sí muy rápido", explica.

El artista mallorquín no oculta que le encantaría seguir los pasos de Conchita e ir a Eurovisión. "Desde pequeñito sueño con ir al festival. Pero ahora me da miedo por la responsabilidad y reconozco que me da mucho respeto el eurofán español", dice, advirtiendo del miedo que le provocaría leer ciertos comentarios en redes sociales. "Podría crearme mucha presión escuchar las voces y opiniones de todo el mundo", asegura. Pese a todo, Ricky tiene claro de que iría con una canción "movida" y una potente coreografía. "Algo que esté a la altura de ese gran escenario", señala de forma rotunda.

Conchita no duda en ver a Ricky como una baza fuerte de España en Eurovisión y le anima a presentarse, aunque también tiene muy buenas palabras para Blas Cantó y su "Universo", la propuesta del murciano para la edición cancelada de 2020.

RICKY MERINO: "ESPAÑA VA EN DESVENTAJA A EUROVISIÓN"

De su paso por Lisboa 2018, Ricky guarda impresiones muy sorprendentes. "Me di cuenta de que el artista es el menos importante. La gente que trabaja en las delegaciones va cada año y todo el mundo se conoce entre sí. Y, a veces, el cantante es como un obrero", dice. El 'triunfito' defiende la actuación de Amaia y Alfred, pese a que no pasó del puesto 23 en la final, y alude al 'politiqueo' entre países como uno de los factores que explican ese mal puesto. "España va en desventaja en Eurovisión con respecto a otros países. El politiqueo, los países que se votan entre sí... El Big5, al que pertenece España, está a en desventaja siempre. La actuación de Amaia y Alfred era muy digna. De hecho, creo que España siempre ha llevado propuestas de calidad a Eurovisión, independientemente del puesto en el que quedemos", ha dicho.

Además de cantante, Ricky ha despuntado como presentador del chat de OT y un programa musical de Netflix. Lo hace tan bien que Noemí Galera, su descubridora en el concurso, le ha propuesta presentarlo. "Yo soy un recién llegado. Sería una oportunidad y si saliese diría que 'sí' de cabeza, pero ahora mismo Roberto Leal ha dejado el listón muy alto y hay gente de la industria que lo puede hacer muy bien", ha dicho.

Conchita también sabe lo que es ejercer de presentadora. Ella fue una de las cuatro anfitrionas del festival que se celebró en Austria tras su victoria y lo recuerda como una experiencia estresante. Pero, ¿volvería a participar como concursante? Ella se niega tajantemente. "He ganado, he presentado y he estado como invitada. ¿Qué más puedo hacer? Eurovisión es el único lugar donde todo el mundo piensa que eres como Beyoncé. Adoro a los fans del concurso y me siento orgullosa de mi paso por el festival. Y sé que Eurovisión y yo seguiremos caminos paralelos", sentencia.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo