Un amigo del hombre detenido por querer matar a Sánchez: "Yo pongo su amenaza entre interrogantes"

Luis asegura en 'Herrera en COPE' que habló con Manuel de la "mala" situación del país y reconoce una animadversión hacia el presidente

 

COPE.ES

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 10:09

Los Mossos d'Esquadra hicieron público este jueves que hace un mes detuvieron a un hombre en Terrassa (Barcelona), que tenía un arsenal de armas en su casa, por anunciar su intención de atentar contra el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en venganza por la exhumación de Franco del Valle de los Caídos. Según fuentes policiales, el hombre, vigilante de seguridad con tres décadas de experiencia y aficionado a las armas, fue detenido el pasado 19 de septiembre y el juez acordó enviarlo a prisión, en una decisión que después ratificó la Audiencia de Barcelona, al entender que tenía el propósito "serio" de cometer el magnicidio.

El detenido, que permanece interno en la cárcel Can Brians de Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), había anunciado su intención de matar a Sánchez en varios mensajes en un grupo de WhatsApp, a cuyos miembros había solicitado apoyo logístico para llevarlo a cabo, ofreciéndose a "sacrificarse" por la causa y a afrontar las consecuencias. Fue una dirigente local de VOX, miembro de ese grupo de WhatsApp, la que lo denunció ante los Mossos d'Esquadra, quienes a su vez lo pusieron en conocimiento del equipo de seguridad de La Moncloa y remitieron un atestado al juzgado de guardia para que decidiera si la causa era competencia de la justicia ordinaria o, por el contrario, de la Audiencia Nacional, que lleva las investigaciones por terrorismo.

El detenido era atleta y aficionado al tiro olímpico, del que solía entrenarse en el club Vallès, donde lo califican como un tirador "mediocre". Con tres décadas de experiencia como vigilante de seguridad, Murillo, que frecuentaba entornos de personas de extrema derecha, disponía del permiso de arma C., necesario para su trabajo, y no tenía antecedentes penales.

Este viernes, 'Herrera en COPE' ha podido hablar en exclusiva con Luis, amigo desde hace dos años del detenido. Luis reconoce que él no estaba en ese grupo de WhatsApp donde Manuel supuestamente habló de matar al presidente, pero cree que solo hizo "comentarios que se oyen o se ven mucho en internet". "Y algunos, quizá, con una forma verbal excesiva como este caso", ha añadido. En cambio, Luis sí admite que habló con él sobre la "mala" situación del país. "Tenía animadversión hacia el presidente actual del gobierno, pero hay mucha otra gente que la tiene" asegura.

Luis define aManuel como una persona "que habla mucho, pasa muchas noches solo porque es vigilante y que tiene una perrita, que es la única que vive con él". "De vez en cuando iba al club de tiro porque era una afición que tiene desde hace años. Tenía su colección de armas, pero creo que está detenido porque tiene algún arma más de las licencias de las que dispone. Pero son armas casi históricas que de uso diario. No hay más", asegura.

El amigo del detenido se extraña de que 'Público' fuera el primer medio en publicar la noticia y se cuestiona por qué salió ayer precisamente la noticia. "Me parece que hay una intención para sacar esto ahora", ha asegurado ante Herrera. Aunque cree que todos los ciudadanos deben informar a las autoridades si hay una amenaza cierta, Luis cree que la amenaza de su amigo Manuel debe ponerse "entre interrogantes".

Lo más