BARREIROS

La Guardia Civil pide más efectivos para Barreiros

Ante la última oleada de robos en segundas viviendas desde el sindicato de Guardias Civiles piden refuerzos para este puesto de la Mariña Lucense

Denuncia Unión GC

Juana Carrera

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 09:15

La Unión de Guardias Civiles de Galicia lamenta la falta de agentes en el cuartel de Barreiros -donde últimamente se ha producido un repunte de los delitos contra el patrimonio- por lo que reclaman un incremento de plantilla y la dotación de personal en prácticas. Consideran que debe tenerse en cuenta la existencia de una población flotante de más de 10.000 habitantes, con un elevado porcentaje de segundas viviendas, y un incremento de los hechos delictivos en temporadas altas. Asimismo desde el sindicato de la Benemérita así evidencian el mal estado en que se encuentran las instalaciones y solicitan mejoras.

Adjuntamos el comunicado remitido por la UniónGC Galicia en Lugo:

La precariedad de personal e instalaciones de la Guardia Civil en A Mariña Luguesa

Desde la Asociación Profesional Unión de Guardias Civiles de Galicia (UnionGC Galicia) solicita el aumento de plantilla en el Puesto de la Guardia Civil de Barreiros.

Borja Fernández, Secretario Provincial de UnionGC Galicia en Lugo y Marcelino García Vocal en el Consejo de la Guardia Civil por UnionGC, han visitado el Puesto de la Guardia Civil de Barreiros para interesarse por la situación de dicho acuartelamiento y su personal, teniendo conocimiento de que el catálogo de personal es muy reducido para la situación actual de su demarcación, con una población flotante de más de 10000 habitantes, y un porcentaje de segundas viviendas, las cuales están sufriendo una oleada de robos, muy elevado.

Teniendo en cuenta que el catálogo de efectivos es inferior a 10 componentes, y contando que a su vez la población sube en un 300% en época vacacional, consideramos necesario el urgente aumento de la plantilla, así como la dotación de personal en prácticas, en cual debe de ser a nuestro juicio utilizado en estos puestos costeros, cuya delincuencia despunta en épocas vacacionales por el aumento de población, pero que también sufre el resto del año con motivo la cantidad ingente de segundas viviendas, como hemos señalado anteriormente.

A la falta de personal se une también el estado de las instalaciones, que presentan un estado exterior bastante deteriorado, en cuanto a pintura y estado de ventanas etc. Aunque tenemos conocimiento que se están afrontando pequeñas mejoras, no menos cierto es, que estas son insuficientes, y que el acuartelamiento necesita una importante dotación tanto de recursos humanos como materiales.

Lo más